Despliega el menú
Nacional
Suscríbete

ELECCIONES 20-N

Al 'profe' Rubalcaba se le rebelan algunos alumnos

Catorce han sido los miembros del Comité Federal del PSOE que han preferido abstenerse ante las candidaturas electorales del partido.

Rubalcaba posa con los candidatos socialistas
Al 'profe' Rubalcaba se le rebelan algunos alumnos
EFE

El candidato del PSOE para los comicios del 20N, Alfredo Pérez Rubalcaba, ni puede ni quiere desprenderse de su aire docente y se resiste a dejar de pronunciar discursos como si estuviera dando clase, pero este sábado no ha logrado que le obedezcan todos sus 'alumnos' y 14 se han rebelado contra sus listas electorales.

14 han sido los miembros del Comité Federal del PSOE que han preferido abstenerse ante las candidaturas electorales del partido, bien en protesta por la ausencia del histórico Francisco Fernández Marugán o bien por la corrección en la lista por Madrid que relegaba al portavoz de Izquierda Socialista, Juan Antonio Barrio.

Al final, Barrio se va y Marugán no estará, y no son pocos los socialistas que se preguntan cómo se las van a apañar cuando llegue la hora de negociar los próximos Presupuestos Generales del Estado y no cuenten con las tablas del hasta ahora diputado por Badajoz.

Rubalcaba no ha conseguido con estas abstenciones la unanimidad que sí cosechó el todavía presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, en las candidaturas de 2004 y 2008.

La pequeña disensión a la hora de aprobar las listas no ha alterado a Rubalcaba, que ha pronunciado un largo discurso con su habitual cadencia de profesor universitario.

Tanto es así que él mismo ha debido pensar en un momento dado que se estaba alargando demasiado y ha mirado su reloj, no sin reconocer en público que sus asesores le recriminan que lo hace demasiado a menudo y que incluso le han propuesto salir sin él.Señales

Espantado ante esa idea, ha preferido invitar a los candidatos a lanzarle avisos -"un pequeño bostezo contenido, una mirada al aire..."- y les ha garantizado que, como 'profe', cogería la indirecta.

Pero si a Rubalcaba no le hacen caso todos sus compañeros, también parece correr la misma suerte su adversario del PP, Mariano Rajoy, a tenor del análisis que hace el candidato socialista de las declaraciones de los últimos días de muchos dirigentes populares.

A su juicio, en el PP han ido "muy sueltos de manos", aunque luego hayan sido incluso "peores" las rectificaciones.

Ese ha sido el caso, a su entender, de la presidenta madrileña, Esperanza Aguirre, al hablar de la gratuidad de la enseñanza obligatoria, o de la "eminencia gris" de Cristóbal Montoro, "mucho más gris que eminencia", cuando dijo que el Estado no tenía que garantizar el bienestar, porque de ello se ocupa el empleo y la renta.

"Y luego salió Cospedal", que se hizo "un lío tremendo del que salió fatal" al hablar sobre su propuesta de reforma laboral y la cobertura que había que dar a los desempleados, ha proseguido.

"Suena, ¿eh?", ha dicho el aspirante socialista a la Moncloa antes de incidir en que, a pesar de que Rajoy dice a sus subalternos "haced como yo, no digáis nada, lo dicen".

Por eso, ha ironizado al comparar al PP con los niños. "Les pasa lo que a los niños, que cuentan lo que oyen en casa", ha apostillado.

Etiquetas