Motor
Suscríbete por 1€

consumo

La subida de los combustibles empuja al conductor a la gasolinera ‘low cost’

Estos establecimientos ofrecen en Zaragoza descuentos de hasta 24 céntimos por litro. Llenar el tanque de gasolina cuesta hoy un 12% más que en enero.

Varias mangueras de carburante en una gasolinera
Varias mangueras de carburante en una gasolinera
Europa Press

“Un hombre llega a la gasolinera y es atendido por un amable y solícito dependiente: 

-Buenos días, señor. ¿Le puedo ayudar en algo?

-No, gracias, solo venía a mirar”.

Esta broma es solo una de las muchas que circulan en internet estos días en torno al precio de los carburantes, que se encuentra por las nubes y sin parangón por culpa de la invasión rusa de Ucrania. Igual que otros suministros energéticos como la luz o el gas, el precio de los combustibles, en alza desde el año pasado, alcanza ya cifras históricas.

Esta situación afecta de manera directa a los conductores, tanto particulares como a profesionales del transporte, que ven cómo se encarece el coste que tienen que pagar por llenar sus depósitos de combustible. Tanto la gasolina como el diésel se mueven en precios medios de 1,7 euros por litro y las previsiones, además, no son nada optimistas.

Más de 90 euros por llenar el tanque de gasolina

Con la subida del coste, las gasolineras se han convertido hoy en “espacios comerciales de objetos casi de lujo”, cuentan en otro de los muchos memes al respecto de la red. Llenar, por ejemplo, el depósito de gasolina del Toyota Corolla, modelo más vendido en España en lo que va de año, cuesta hoy una media de 93,5 euros, teniendo en cuenta que a la berlina del fabricante japonés le caben hasta 55 litros de combustible. Con esta cifra, el Corolla podrá recorrer aproximadamente unos 820 kilómetros sin necesidad de repostar de nuevo. Hace solo 10 días, con el precio medio por litro 0,20 céntimos más barato, llenar el tanque del Corolla costaba 2,3 euros menos de media. Y, el pasado 2 de enero, a 1,514 euros de media el litro, el repostaje del líder de ventas en España costaba 83,27 euros, unos 10 euros menos que hoy.

Con un precio desde 26.500 euros, el modelo nipón es un híbrido autorrecargable considerado de bajo consumo gracias a la ayuda eléctrica de su propulsor, pero si elegimos un modelo de mayor cilindrada y tamaño, el precio de llenar el depósito aumenta de forma considerable.

Si nos vamos al otro extremo del catálogo de automóviles, el Porsche Cayenne, un SUV deportivo, prémium y de altas prestaciones de casi cinco metros de longitud y con un precio a partir de 100.000 euros, cuenta con un tanque de gasolina de 75 litros, así que el coste de llenado de combustible ronda los 128 euros.

Cerca de los dos euros el litro

En Zaragoza capital, el precio del litro de gasolina más barato se pagaba ayer a 1,538 euros, pero son muchas las estaciones de servicio en las que ya supera los 1,8 euros. El gasóleo se podía encontrar a 1,488 euros el litro en la gasolinera más económica y llegaba a 1,93 euros en la más cara, según los datos del Geoportal de gasolinas del Ministerio para la Transición Ecológica.

Ante el alza de precios, muchos conductores buscan las estaciones de servicio más baratas, conocidas como ‘low cost’, donde poder repostar por entre 10 y 25 céntimos menos por litro. Pese al ahorro económico que suponen, de hasta 13 euros por depósito, algunos usuarios tienen dudas que les frenan a la hora de acudir a este tipo de gasolineras. ¿Por qué? ¿Acaso este tipo de carburantes deteriora el motor?

¿Primeras marcas o low cost?

La respuesta es no. Los combustibles low-cost pasan los estándares que marca la ley de hidrocarburos, así que, de entrada, todo combustible expedido en las diferentes gasolineras es de la misma calidad. Fundamentalmente, la principal diferencia entre un producto u otro es el uso de aditivos en el combustible por parte de las primeras marcas que mejoran los datos de consumo y la cantidad de kilómetros que se pueden recorrer con un mismo depósito.

Además, las estaciones de servicio ‘low cost’, vinculadas en general a grandes establecimientos comerciales, también ofrecen precios más reducidos porque ahorran gasto en personal. En general, tienden al autoservicio, lo que contribuye a abaratar el coste del combustible.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión