Motor
Suscríbete por 1€

motor

Mazda MX-30, un eléctrico poco corriente

De diseño minimalista y conducción suave, el MX-30 es un coche comprometido con el medio ambiente. Cuesta desde 34.375 euros, con descuentos de hasta 7.000

Mazda MX-30
Mazda MX-30
Guillermo Mestre

El MX-30 es el primer coche eléctrico de producción en serie de Mazda. Produce cero emisiones contaminantes en marcha, pero también es un automóvil comprometido y respetuoso con el medio ambiente en el uso de determinados materiales y en su manera de fabricación y empleo. El MX-30 utiliza corcho natural para cubrir la consola central porque permite aprovecharlo de los alcornoques sin necesidad de talarlos y, además, la corteza vuelve a crecer. Esta medida, entre otras más, reduce el impacto en la fabricación del automóvil japonés sobre los recursos naturales.

El modelo de la compañía nipona es además un coche contracorriente en el aprovechamiento de su energía. Mazda ha optado por una batería de 35,5 kWh, más pequeña de lo que suelen incorporar otros eléctricos de su tamaño, porque el ahorro de peso le confiere un mejor aprovechamiento y menor consumo de su energía. En ciudad, su hábitat natural para el que está pensado, es capaz de recorrer hasta 265 kilómetros sin recargar. Mucha más distancia de la que, según Mazda, se recorre de media a diario en Europa, donde el 72% de los conductores no hace más de 50 km por jornada.

De 0 a 100 km/h en 9,7 segundos

Su potencia de 107 kW (145 CV) es más que suficiente para mover al MX-30, con una aceleración de 0 a 100 km/h en 9,7 segundos. Ágil, confortable y suave en su conducción, con un punto zen, el eléctrico japonés es un SUV distinguido y moderno que mide 4,3 metros de longitud y llama la atención en la calle por su estética minimalista. Las tres tonalidades de su carrocería dan a su silueta empaque y volumen.

La suavidad de marcha es total, con una entrega de potencia progresiva. La velocidad máxima está limitada a 140 km/h. Como se puede elegir entre cinco niveles de retención para la recarga del motor eléctrico, con el máximo de ellos activo casi se puede conducir sin tocar el pedal izquierdo del freno, lo que permite alargar la autonomía.

En movimiento, lo primero que llama la atención es el suave zumbido que emana del sistema eléctrico, ya que los ingenieros de Mazda han querido que el conductor tenga una referencia auditiva al conducir.

Mazda MX-30
Mazda MX-30
Mazda

Por dentro, el MX-30, como buen Mazda, no es prémium total, pero casi. Exquisito en muchos detalles y buena calidad de materiales y acabados.

El nuevo Mazda MX-30, disponible en cuatro acabados –Origin, Evolution, Zenith y First Edition–, está a la venta a partir de los 34.375 euros que, con el plan Moves, puede reducir su precio en 4.500 euros por ser un vehículo eléctrico. La ayuda puede llegar a los 7.000 euros en caso de que el usuario ofrezca a cambio un automóvil de siete o más años de antigüedad para su achatarramiento. El fabricante japonés ofrece para su primer SUVeléctrico una garantía de 8 años o 160.000 km.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión