Motor

motor

BMW X7: Un SUV enorme pensado para los más sibaritas

Superlativo es el calificativo que mejor define al nuevo X7. Inmenso en espacio, contundente en diseño, exquisito a la hora de mimar a sus ocupantes y dotado de lo último en tecnología, el nuevo SUV de BMW asciende al segmento más exclusivo.

Más de cinco metros de longitud, siete plazas, motores de hasta 400 CV y llantas de hasta 22 pulgadas de diámetro. El nuevo X7 impone.
Más de cinco metros de longitud, siete plazas, motores de hasta 400 CV y llantas de hasta 22 pulgadas de diámetro. El nuevo X7 impone.
Alex Aguilar

Soberbio, superlativo, excelente. La lista de adjetivos con los que describir el nuevo X7 es tan amplia como su tamaño. Y lo cierto es que es enorme. Nada menos que 5,15 metros de longitud, por dos de ancho. Con esas medidas no resulta extraño que pueda alojar hasta siete ocupantes, con una capacidad de maletero que oscila entre los 326 litros, con todas sus plazas desplegadas, y la espectacular cifra de 2.120 litros una vez abatidos sus asientos. Opcionalmente la fila central puede disponer de dos plazas individuales, contando todas ellas con regulación eléctrica.

Algo esperado en un modelo como el X7, con el que la marca bávara pretende ascender al segmento de lujo, y en cuyo interior se dan cita los mejores materiales, ajustes y tecnología. Cuero de la mejor calidad, elementos acabados en cristal, climatizador de cuatro zonas, sistemas de sonido de hasta 20 altavoces y techo panorámico, que opcionalmente incluso puede simular cielos estrellados, son algunos de los elementos que integran una lista de equipamiento destinada a los más sibaritas, donde por supuesto no faltan ni el asistente virtual más avanzado, ni lo último en ayudas a la conducción.

Por fuera

Exteriormente, destaca por la contundencia de su diseño, aderezado por los típicos riñones frontales de la marca, en este caso con el mayor tamaño jamás concebido por su equipo de diseñadores, en combinación con unas ópticas muy estilizadas, lo que realza aún más su anchura visual. Destaca también el tamaño de sus llantas, de hasta 22 pulgadas, rematando un conjunto que no pasa desapercibido.

Mecánicamente, por el momento dispondrá de un propulsor de gasolina de 340 CV y dos diésel, de 265 y 400 CV, respectivamente, combinados en todos los casos con la transmisión automática Steptronic de 8 velocidades y con una suspensión neumática adaptativa. Opcionalmente podrá contar además con dirección activa, estabilizadora de balanceo, y paquete ‘off-road’ para mejorar sus aptitudes fuera del asfalto.

Al volante, pese a sus casi dos toneladas y medio de peso, responde con presteza al acelerador incluso en las versiones menos potentes, dando la impresión, por su excelente insonorización, de circular a una velocidad muy inferior a la real. En cualquier caso, el confort de sus ocupantes prima sobre la búsqueda de prestaciones. Y es que el X7 es un coche donde la imagen, la tecnología y la suavidad de marcha, priman sobre todo lo demás. Incluso sobre el precio, que oscila entre los 99.950 y los 124.000 euros.

Etiquetas
Comentarios