Motor

Renault Megane: un compacto equilibrado, eficiente y cómodo

El superventas de Renault presenta su cuarta generación tras más de 20 años en el mercado. Hay un Megane en la calle desde 16.500 euros.

Megane, el superventas de Renault, con la ciudad de Zaragoza al fondo.
Renault Megane: un compacto equilibrado, eficiente y cómodo
Oliver Duch

Francés de origen, pero de fabricación española, en la factoría de Palencia, la cuarta generación del Renault Megane, que sustituyó en 1995 al Renault 19, ha supuesto una renovación profunda e importante en la gama del fabricante galo. En sus más de 20 años de historia, el Megane ha sido líder del mercado español en 12 ocasiones, 9 de ellas consecutivas entre 2003 y 2012.

El modelo de Renault se encuentra ubicado en un segmento importante de ventas, donde ha de competir directamente con coches como los Opel Astra, Seat León, Ford Focus, Kia Cee’d Volkswagen Golf, entre otros.

El nuevo superventas de Renault mide 4,36 metros de longitud y, además de la carrocería de cinco puertas o berlina –con un maletero es 384 litros–, se ofrece también en versión familiar, conocida como Sport Tourer.

En HERALDO hemos probado el berlina 1.6 dCi de 130 caballos de potencia. La impresión es que se trata de un coche agradable de conducir, con una suspensión confortable, con un interior bien aislado y silencioso y con un comportamiento dinámico eficaz.

El motor, de 1.598 cc, tira con soltura casi en cualquier circunstancia gracias a sus 320Nm de par disponible desde 1.750 r.p.m. Además, en la prueba se ha mostrado muy ahorrador en el consumo, con solo 5,5 litros de media cada 100 km.

Además del 130 CV, el Megane se presenta con otros tres motores diésel –dCi de 90, 110 y 165 caballos de potencia– y con tres propulsores de gasolina: TCe de 100, 130 y 205 caballos, pudiendo incorporar en algunos casos caja automática de doble embrague.

Por dentro, el interior está tratado con detalle, asientos cómodos y envolventes y con superficies blandas que dan sensación de calidad.

La gama comercializada en España se estructura en torno a 4 niveles de equipamiento: Life, Intens, Zen y Bose. Por añadidura, se ofrece una gama especialmente deportiva, compuesta por las versiones GT-Line y GT.

El nuevo Megane propone, en las versiones superiores, R-LINK 2 y su pantalla vertical de 8,7 pulgadas (22 cm), idéntica a la de sus hermanos mayores Espace y Talisman. El sistema de información y entretenimiento equipa funciones como las de reconocimiento de voz para la navegación, el teléfono, las aplicaciones y la radio, todo de una forma fácil e intuitiva.

El acabado Bose, incluido en la prueba de HERALDO, comprende un altavoz central ubicado en la parte delantera, otros ocho altavoces de alto rendimiento repartidos en el habitáculo y una caja de graves integrada en el maletero. Este conjunto ofrece un sonido preciso, de lujo.

Conducción personalizable

Gracias al sistema Multi-sense, el Megane ofrece cinco modos de conducción: Neutro, Sport, Confort, Personalizado y Eco, que se aprecian en la respuesta del pedal del acelerador y en la del motor, en la firmeza de la dirección, en el ambiente luminoso del habitáculo, así como en la función de masaje del asiento del conductor.

Las ayudas a la conducción son también muchas e importantes: desde el control adaptativo de velocidad a la frenada de emergencia, pasando por la alerta de cambio involuntario de carril o el aviso de ángulo muerto.

El precio del Megane diésel dCi de 130 CV con acabado Bose cuesta unos 18.700 euros. Hay, no obstante, un Renault Megane desde 16.500, de la versión Life Energy TCe de 100 CV.

Volver al suplemento de motor. 

Etiquetas
Comentarios