Despliega el menú
Motor
Suscríbete

Renault Kangoo

Apariencia más robusta

La renovación del Renault Kangoo ha incidido en la identidadde la marca, con el nuevo logo, y unos interioresen los que se ha apostado por aumentarla calidadde manera notable.

El Kangoo Z.E. se identifica por los junquillos y el logo de la calandra en azul
Apariencia más robusta

El Renault Kangoo estrena frontal con la nueva identidad de marca, así como con un interior redefinido, de mayor calidado y con nuevos equipamientos de carácter útil, como el sistema multimedia integrado R-Link. Aparece también la nueva opción de tres plazas en la parte delantera, en todas las carrocerías de furgón. Mientras, el Kangoo ZE 100% eléctrico también renueva su imagen, con un 'look' específico.

La parte delantera incorpora ahora los códigos de la nueva identidad de la marca, incluido el logo, más grande y vertical. Este diseño produce de inmediato una sensación de robustez y modernidad. Los retrovisores y las luces traseras también han cambiado y son ahora más armoniosos. Las evoluciones de diseño también se pueden apreciar en el habitáculo, como el nuevo salpicadero (que conserva el portaobjetos central).

La gama comercial del Kangoo contaba ya con siete vehículos con tres longitudes diferentes (Normal, Compact y Maxi), dos energías (térmica y eléctrica) y dos versiones de dos o cinco plazas (para Kangoo Maxi). La renovación del furgón añade una configuración inédita, con tres plazas delanteras. Dicha opción estará disponible para todas las longitudes (salvo Kangoo Z.E., Kangoo Maxi Z.E. y Kangoo Maxi de cinco plazas).

El confort de los ocupantes se ha cuidado con detalle y con múltiples evoluciones en la cabina (los paneles de las puertas, por ejemplo), al tiempo que se conserva la posibilidad de abatir los respaldos de los asientos de los pasajeros y disfrutar así de una longitud de carga máxima.

Análisis de calidad

En el marco del desarrollo del Kangoo furgón, se ha hecho especial hincapié en la mejora de la calidad percibida. Desde hace muchos meses, el fabricante viene realizando un análisis profundo para identificar mejor los elementos e ingredientes que reflejan, a simple vista, la robustez de la furgoneta. Por ejemplo, el acabado de los puntos de soldadura, la calidad de los elementos de apertura (radio, regularidad...), la precisión en la aplicación de las masillas de carrocería o la mejora de la acústica (insonorización, perfil aerodinámico y motorizaciones, entre otras).

Con el sistema multimedia R-Link, el Kangoo furgón entra en el universo de la conectividad multimedia. Este dispositivo ofrece la navegación integrada Tom Tom Live (ya disponible anteriormente) así como múltiples funcionalidades como las alertas para zonas peligrosas o las aplicaciones descargables como, por ejemplo, la lectura de los correos electrónicos.

Por su lado, la gama de sintonizadores de radio y reproducción musical evoluciona y ofrece tres posibles niveles: todos los clientes que opten por una radio dispondrán de una conexión USB y Bluetooth, mientras que en el segundo nivel se ofrece un lector de cedés, como suplemento; y en el tercero, además, el sistema Renault R-Link.

Al igual que el Kangoo furgón, el Z.E. incorpora la nueva identidad de la marca a su parte delantera. Las diferencias entre los diseños de las versiones eléctricas y térmicas de la furgoneta son claras. El tono azulado del rombo, los junquillos de la calandra, los pilotos traseros alargados y los faros con cerco negro subrayan la pertenencia al mundo eléctrico.

La toma para la recarga desde el vehículo se encuentra detrás del logo de la parte delantera. El conductor la utilizará para 'repostar' el vehículo (entre 6 y 9 horas) conectando el cable que se le entrega con el vehículo a una estación de recarga, en su domicilio o en un borne público.

El Kangoo Z.E. se dota además de otra especificación eléctrica: el sonido exterior Z.E. Voice, que avisa a los peatones de que se acerca el vehículo. Este sistema se pone en marcha entre 1 y 30 km/h. Por su parte, el 'pack' My Z.E. Interactive permite programar la recarga de forma remota desde un ordenador o 'smartphone', aprovechando las tarifas reducidas.

Etiquetas