Despliega el menú
Aragón

La FP Dual: el valor de aprender trabajando

Empresarios, profesores, tutores y alumnos defienden las ventajas de un sistema formativo que combina la teoría en los centros con la práctica en las empresas y que permite a los estudiantes formarse percibiendo el salario que marque el convenio de cada empresa. Aunque implantado de forma reglada desde hace solo 4 años en Aragón, 222 estudiantes ya lo cursan con la expectativa de que facilite su entrada en el mercado laboral.

Grupo de estudiantes que cursa FP Dual en el aula de la propia fábrica de BSH en Montañana.
La FP Dual: el valor de aprender trabajando
Laura Uranga

Estudiar, trabajar y que les paguen la enseñanza. Esa es la ventaja fundamental que para el alumno tiene la Formación Profesional Dual, según Antonio Carrión, director del Centro Público Integrado de FP (CPIFP) Los Enlaces y firme defensor de este sistema. "La FP Dual es uno de los caminos adecuados para avanzar en la creación de empleo de calidad en España", asegura Jesús Fernández, responsable de Recursos Humanos de BSH Electrodomésticos España, empresa pionera en implantar en 2012 este sistema en Aragón, que se incorporó un año más tarde a la enseñanza reglada. De hecho, la Consejería de Educación es de las pocas que exigen un contrato de formación y aprendizaje para los estudiantes que cursan FP Dual. Además su esfuerzo por promover este sistema de formación ha hecho que en solo cuatro años se haya pasado de dos ciclos, 13 alumnos y 13 empresas que apostaron por la FP Dual en 2013, a 42 ciclos, 222 alumnos y 177 empresas implicadas este año. Sin embargo, "hay todavía mucho recorrido por delante ya que de 23.000 alumnos matriculados en alguno de los niveles de la FP en Aragón solo 222 cursan FP Dual", apunta Ricardo Mur, presidente del Consejo Empresarial de CEOE Aragón. "Siguen siendo pocos para las necesidades de las empresas", advierte, a la vez que sugiere a la DGA dar algún paso más para hacer más fácil que las empresas, sobre todo las pymes, incorporen a estos jóvenes. Aunque las de hasta 250 trabajadores adheridas a este sistema de FP Dual no pagan Seguridad Social, el sector empresarial en general demanda más apoyos. "Lógicamente lo ideal sería que el coste del alumno fuera compartido entre la empresa y la Administración, tal vez a través de un sistema de becas", señala José Antonio Estaún, director de Faci Metalest y presidente de la Federación de Empresas Químicas y Plásticos de Aragón (Feqpa), que cuenta con un alumno de FD dual en su empresa. "La formación teórica en química industrial la recibe en el IES Corona de Aragón y en la fábrica, uno de nuestros técnicos veteranos tutela su formación práctica. Su contrato laboral es de acuerdo al convenio de químicas y así debe de ser. Las empresas que se adhieran a la FP Dual han de ser conscientes de que son estudiantes formándose y no mano de obra barata", dice. Hay que verlo como "una inversión a largo plazo", comparte M.ª Carmen Pueyo, responsable de la empresa Regerso de Barbastro que cuenta con un estudiante de FP Dual formándose en auxiliar de cuidados a personas dependientes. "Lo que más pesa a nivel empresarial", dice, "es el tema económico; el handicap es que estás pagando una nómina a una persona a la que estás formando sin que tenga la autonomía de poder defenderse solo en el puesto de trabajo". Aunque, confiesa, "nos gustaría contar con alguna subvención más", anima a las empresas a lanzarse porque "la FP Dual merece la pena".

Mentalizar más a las pymes

M.ª Pilar Megino, jefa de Estudios del CPIFP Los Enlaces, considera también que "habría que incentivar más los contratos de los chicos ya que depende del convenio que tengan las empresas, el contrato de formación y aprendizaje les sale a un coste más elevado que tener a otra persona con un contrato en prácticas". No obstante, Carrión insiste en que "hay que apostar por la FP Dual: les va bien a los centros, al alumno y a las empresas porque tienen la posibilidad de formar al estudiante justo en lo que requieren". Para el máximo responsable de este centro educativo hay que hacer una mayor labor de "mentalización del empresariado: decirles que supone una ventaja añadida a cualquier tipo de contratación que puedan hacer". A su juicio, tener a una persona un año o dos imbuyéndola de la filosofía de la empresa y de cómo quieren que trabaje es una oportunidad que no pueden desaprovechar". Jesús Fernández, de BSH, lo corrobora: "A pesar del importante esfuerzo económico que supone para BSH España, seguimos impulsando la FP Dual porque asumimos nuestra responsabilidad como gran empresa de Aragón de ejercer un papel tractor en iniciativas de este tipo".

Aunque la Formación Dual es un método formativo que BSH viene usando desde hace más de 20 años en su Servicio BSH al Cliente "para convertir a estudiantes de FP en los mejores técnicos de servicio de nuestro sector", el responsable de RR. HH. de la firma considera que "se necesitaría prestigiar y difundir más los beneficios de la Formación Dual para que alumnos, centros y empresas participasen en más proyectos". En su opinión, "es fundamental incorporar a las empresas al sistema educativo, que se las tenga en cuenta y que se las considere lugares también de aprendizaje, independientemente de si esa empresa podrá o no ofrecer un empleo en el corto plazo".

Para Fernández, lo que requeriría este sistema formativo en España es "una normativa común para todas las comunidades y un contrato adaptado a las necesidades reales de la Formación Profesional Dual" ya que el actual, dice, "es poco flexible en aspectos como edad, calendario o condiciones salariales". "Una revisión de este contrato", añade, "ayudaría a extender más la FP Dual".

"Lo que necesita el modelo es mucha más publicidad y que la gente vea que la FP Dual es una salida laboral que además están demandando las empresas", asegura Víctor Vidaller, coordinador de Formación Dual en Hiberus Tecnología. "Como nuestra filosofía de empresa es invertir mucho en formación y la tecnología te obliga, contar con profesores que se encarguen en la empresa de formar a estos diez alumnos de FP Dual es algo normal. El cambio que en general las empresas tienen que hacer es ver a estas personas como estudiantes en formación y no como trabajadores nuevos". Vidaller coincide en que la FP Dual es "una inversión económica" y cree que "a las pymes la Administración les debería facilitar que dicha inversión fuera más cómoda". Pero, al mismo tiempo, está convencido de que merece la pena ya que "puedes formar desde la base a los futuros trabajadores".

Para Héctor Boza, jefe de producción de la línea de lavavajillas en la planta de BSH en Montañana y uno de los tutores de los alumnos que cursan FP Dual en esta compañía, "este sistema es fundamental sobre todo para la cantera de los trabajadores futuros". Hoy en día, añade, "dadas las competencias que requiere el trabajo en las fábricas, cada vez con más tecnología, se necesitan alumnos que estén más preparados y los que llegan de la FP Dual pueden ser una buena cantera".

Así de claro lo tiene también el Gobierno de Aragón: "La FP Dual permite desarrollar las competencias profesionales y las habilidades personales que las empresas requieren manteniendo una formación polivalente. Asimismo, promueve empleos de calidad, anticipa la incorporación de los jóvenes al mercado de trabajo, contribuye a visualizar la conexión entre formación y empleo y da respuesta a las necesidades de incorporación de personal cualificado en sectores estratégicos".

Etiquetas
Comentarios