Despliega el menú
Internacional

REUNIÓN ENTRE CHÁVEZ Y AL ASAD

Venezuela y Siria crean el "eje de los valientes"

Los presidentes de Venezuela, Hugo Chávez, y de Siria, Bachar Al Asad, sellaron en Caracas un eje que llamaron "de los valientes" y definieron como una "alianza estratégica" por un mundo nuevo frente al "imperialismo".

Los dos presidentes en una imagen
Venezuela y Siria crean el "Eje de los valientes"
EFE

Los presidentes de Venezuela, Hugo Chávez, y de Siria, Bachar Al Asad, sellaron en Caracas un eje que llamaron "de los valientes" y definieron como una "alianza estratégica" por un mundo nuevo frente al "imperialismo". En sus intervenciones en un acto en el Palacio presidencial de Miraflores, ambos mandatarios coincidieron en expresar su voluntad de ampliar la cooperación entre sus dos países y trabajar para la consecución de la anunciada alianza entre Damasco y Caracas.

"Se está configurando un mundo nuevo", dijo Chávez, quien recordó las recientes visitas a su país de dirigentes como Vladimir Pútin y auguró un final anunciado del "imperialismo", en clara alusión a Estados Unidos. "No debemos dar tregua" en el empeño de construir el "nuevo mapa" mundial, manifestó el presidente venezolano que alentó a trabajar para un "plan de integración" entre los dos países y dijo que quiere ir a Damasco antes de que finalice el año.

"Aspiramos a una relación estratégica con ese continente (...) y comienza en Venezuela", señaló por su parte el presidente sirio, quien inició hoy en Caracas su primera gira por América Latina.

Hugo Chávez, confirmó que invertirá en la construcción de una "moderna refinería" en ese país del Medio Oriente, que según dijo estará lista en 2013. "Habrá refinería y será muy moderna" y, además de ella, "hay que pensar en un polo de desarrollo" integral en los alrededores de esas instalaciones, manifestó en una rueda de prensa conjunta con el presidente sirio, quien llegó el viernes a Caracas, desde donde saldrá mañana, domingo, hacia Cuba.

Será una refinería con capacidad para procesar 140.000 barriles diarios de crudo, lo que es "un cálculo instintivo mío", admitió Chávez, al informar de que aún los estudios respectivos están en marcha y que ese volumen podría ser mayor.

En un principio se ha establecido, reveló, que Venezuela tendrá un 33 por ciento de participación en esa refinería que se construirá con capitales adicionales de Siria e Irán, y eventualmente de otros aportes financieros "de una empresa de Malasia".

Chávez reveló que el gobernante de Siria solicitó y él ya aceptó que esa participación venezolana suba hasta un 40 ó 45%, "nunca más del 50%", en caso de que la empresa malaya que no identificó desista de participar, lo que remarcó que deberá definirse "rápidamente".

"Ya tenemos una parte de esos recursos", agregó Chávez sin más precisiones, aunque reiteró que la refinería estará operativa a partir del 2013, cuando comience a procesar crudo venezolano, iraní o de otros "de nuestros aliados" de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP).

El ministro venezolano de Energía, Rafael Ramírez, precisó por su parte que el proyecto de la refinería en Siria está siendo desarrollado por una "empresa mixta constituida en 2009" en la que participan "Siria, Irán, Malasia y Venezuela".

Cada uno de esos socios "ha invertido 780.000 euros" en los estudios preliminares del proyecto, que se espera levantar en la región siria de Homs con una inversión calculada inicialmente en "4.746 millones de dólares", dijo Ramírez a los periodistas al término de la rueda de prensa.

"Se terminó (el estudio de) la localización, se terminó la ingeniería conceptual, ahora, a un costo de 40 millones de dólares se va a iniciar la ingeniería básica, que debe terminar al menos en un año", añadió el ministro venezolano y presidente de la estatal Petróleos de Venezuela SA (PDVSA).

Durante la rueda de prensa conjunta de Chávez y Al Asad, el mandatario venezolano también anunció, sin más precisiones, "el envío de diesel a Siria".

Sin embargo, el tema energético no se vio reflejado en ninguno de los cuatro documentos firmados entre ambos países a propósito de la visita de Al Asad a Venezuela, en su primera gira por Latinoamérica.

Se trató de dos "memorando de entendimiento", para "promover y desarrollar la cooperación" bilateral en diversas áreas de la ciencia y tecnología y "para la producción en cultivos de algodón" en Venezuela, y de otras dos "actas de compromiso" relacionadas con la producción y comercialización de aceite de oliva.

Etiquetas