Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

REINO UNIDO

Piden pruebas sobre la muerte de un experto en armas

Cinco médicos británicos dijeron ayer que han presentado a la Fiscalía general del Estado argumentos "irrefutables" para que pida una investigación forense convencional sobre la muerte en el 2003 del experto en armas David Kelly, fuente de una polémica noticia sobre la guerra de Iraq.

Los médicos, respaldados por un equipo legal, esperan que, tras analizar su demanda, el fiscal general Dominic Grieve diga si accede a pedir al Tribunal Superior autorización para abrir una investigación forense sobre el fallecimiento del científico, que supuestamente se suicidó.

La muerte de Kelly el 17 de julio de 2003, tras haber sido identificado como la fuente de una noticia de la BBC que ponía en duda los argumentos del Gobierno de Tony Blair para justificar la invasión de Iraq, nunca fue objeto de una pesquisa forense -aunque sí hubo autopsia-, sino que se resolvió con una investigación informal presidida por el ex magistrado lord Brian Hutton. Esa investigación, auspiciada por el Ejecutivo, concluyó en enero de 2004 que el científico se había suicidado.

Etiquetas