Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

EE.UU.

Obama cambia también la política social de Bush con medidas sobre células madre y aborto

Barack Obama
Obama cambia también la política social de Bush con medidas sobre células madre y aborto
REUTERS/Jason Reed

La Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA), una agencia dependiente del Departamento de Sanidad y Servicios Sociales del Gobierno de Obama, autorizó ayer a un laboratorio privado a realizar los primeros ensayos clínicos con células madre embrionarias en humanos, en lo que representa un giro de 180 grados respecto a la posición mantenida por la anterior Administración Bush en los últimos ocho años.

El laboratorio que llevará a cabo las pruebas se llama Geron Corporation y está vinculado a la prestigiosa Universidad de California. El tratamiento comenzará el próximo verano en un grupo de pacientes que hayan sufrido una parálisis debido a una lesión medular grave y consistirá en una inyección de células madre embrionarias. El tratamiento se probará en una decena de pacientes y solo habrán podido pasar dos semanas desde que sufrieron la parálisis. Los investigadores del laboratorio quieren ver si la terapia es segura y eficaz en los seres humanos, que no provoca ningún tipo de tumor y de paso comprobar si se obtienen resultados positivos.

Geron asegura que ya ha probado la seguridad, tolerancia y efectividad de GRNOPC1 (Células Progenitoras Oligodendrogliales) en 24 estudios diferentes realizados con animales en los que se emplearon hasta 5.000 millones de células, según el dossier de solicitud de más de 21.000 páginas que había enviado por el laboratorio hace un año a la Administración de Alimentos y Medicamentos.

El año pasado la FDA rechazó la autorización solicitada por Geron para hacer los primeros ensayos de GRNOPC1, en la misma línea que venía manteniendo el ex presidente George W. Bush, quien en su primer año de mandato había restringido la financiación pública a la investigación con células madre.

Tras el visto bueno de las autoridades, Geron seguirá adelante con su estudio con células madre embrionarias en humanos, el primero que se realiza en el mundo, según destacó el director ejecutivo del laboratorio, Thomas B. Okarma. "Esto marca el inicio de lo que potencialmente puede llegar a convertirse en un nuevo capítulo en la historia de las terapias médicas", añadió en un comunicado.

Quienes, por razones religiosas o morales, rechazan al aborto y aún a la fertilización artificial de humanos también se oponen a la "cosecha de células madre" de embriones humanos.

Ayer, además, el presidente de EE. UU., Barack Obama, firmó una orden ejecutiva que elimina la prohibición impuesta por su predecesor, George W. Bush, al uso de fondos del Gobierno para subvencionar a grupos que practiquen o asesoren sobre el aborto en el extranjero. La decisión del nuevo presidente representa una victoria para los grupos defensores del derecho al aborto. La concesión o no de fondos gubernamentales a los grupos pro aborto en el exterior ha sido un asunto contencioso en las últimas Administraciones, que los han autorizado durante mandatos demócratas y prohibido durante los republicanos.

La medida también se conoce entre sus críticos como "la regla de la callada" porque también prohíbe la concesión de fondos a grupos que defiendan o ejerzan presión para liberalizar el aborto.

Washington destina cerca de 400 millones de dólares (340 millones de euros) en asistencia a la planificación familiar en 53 países, según la Agencia de Cooperación Internacional de EE. UU.

Obama también explicó ayer que espera conseguir la aprobación del plan de estímulo económico que defiende para antes del 16 de febrero, según afirmó tras mantener una reunión con los líderes del Congreso.

Etiquetas