Despliega el menú
Internacional

LA LISTA DE LA VERGÜENZA

Más de 300.000 niños soldado son reclutados en todo el mundo para luchar en conflictos armados

Un informe de la ONU llama la atención sobre las inquietantes tendencias que exacerban el problema del alistamiento infantil, incluyendo el cercano vínculo entre los campos para los desplazados internos y el reclutamiento de niños.

Naciones Unidas estima que entre 250.000 y 300.000 niños han sido reclutados para combatir en conflictos por todo el mundo, en una clara violación a la ley internacional, aunque el número exacto de niños soldados que se encuentran luchando actualmente en todo el mundo es demasiado difícil de conocer.

La representante especial del secretario general, Ban Ki Moon, para el tema, Radhika Coomaraswamy, expresó la esperanza de que el Consejo de seguridad tome una decisión para actuar en respuesta a los datos recogidos en el último informe de Ban acerca de los niños y los conflictos armados.

Los menores están siendo reclutados por grupos en Afganistán, Burundi, Chad, República Centroafricana, Colombia, República Democrática del Congo (DRC), Birmania, Nepal, Filipinas, Somalia, Sudán, Sri Lanka y Uganda, según el informe.

Nuevas tendencias

Aun así, no se han conocido casos recientes de reclutamiento infantil en Costa de Marfil, donde las diferentes partes en conflicto están tomando medidas para identificar y liberar a los niños afectados para rehabilitarles. Sierra Leona y Liberia, países que solían tener los mayores índices de reclutamiento de niños, tampoco se encuentran en los anexos del informe, descrito por Coomaraswamy como una "lista de la vergüenza".

El informe llama la atención sobre las inquietantes tendencias que exacerban el problema del alistamiento infantil, incluyendo el cercano vínculo entre los campos para los desplazados internos y el reclutamiento de niños. "La investigación muestra que el reclutamiento disminuye si los campos tienen una buena seguridad", comentó la representante especial.

Además, Coomaraswamy expresó su preocupación sobre los movimientos fronterizos con respeto al reclutamiento infantil en sitios como Sudán y Chad, así como la detención de niños en Burundi, Iraq y Afganistán. Además, definió los ataques contra escuelas, edificios y profesores como "un nuevo fenómeno grave" que afectan a Afganistán, Iraq y Tailandia.

Asimismo, la representante especial dio la bienvenida a los precedentes legales para terminar con la impunidad con estos crímenes, incluyendo las ordenes de arresto contra cinco importantes miembros del Ejército de Resistencia del Señor, de Uganda, por cargos entre los que se incluyen el usar a niños en los combates, decretadas por el Tribunal Penal Internacional (TPI) de La Haya.

Etiquetas