Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

SUDÁN

Los secuestradores del avión sudanés se entregan a las autoridades libias después de liberar a los 95 pasajeros

Los secuestradores del avión sudanés se entregaron después de liberar a los 95 pasajeros y a los ocho tripulantes que viajaban a bordo, según informaron hoy autoridades de Aviación Civil de Libia. El boeing 737/200 procedente de Nyala, capital de Sudán, fue secuestrado anoche cuando se dirigía a Jartum. La tripulación fue obligada a aterrizar en la remota región libia de Kufrá, en el sur de Libia, debido a que la aeronave no disponía de mucho combustible.

Los secuestradores habían liberado por la mañana a los 95 viajeros y a dos miembros de la tripulación, manteniendo retenidos a otros seis tripulantes mientras negociaban con las autoridades libias.

"Los dos secuestradores fueron llevados a un recibidor del aeropuerto de Kufrá después de entregarse", según informó la agencia de noticias libia Jana citando al director de Aviación Civil, Mohamed Shlibek, quien aseguró que ningún miembro de la tripulación continuaba a bordo, completando así la liberación de todos los rehenes.

Según el propio Shlibek, los secuestradores habían solicitado que se les repostara el tanque de combustible de la aeronave para poder volar hasta París y ambos habían pedido posteriormente que se les concediera la condición de refugiados en Libia.

El piloto, según las informaciones de la agencia estatal libia, había informado a las autoridades que los asaltantes pertenecían al Movimiento para la Liberación de Sudán (SML por sus siglas en inglés), un grupo rebelde de Darfur, y querían reunirse en París con su líder, Abdel Wahed Mohammed al Nur.

Sin embargo, el SML ha negado que los autores del secuestros fueran miembros del movimiento. Otra facción del SLM, que había firmado un acuerdo de paz con el Gobierno central de Sudán rechazado por Nur, informó de que había siete de sus miembros entre los 95 pasajeros, y que tres de ellos formaban parte del Gobierno de transición de la región.

Las autoridades libias confirmaron que todos los pasajeros, salvo cinco, eran de nacionalidad sudanesa. Entre los extranjeros había dos oficiales de Policía egipcios, dos etíopes y un ugandés.

Etiquetas