Despliega el menú
Internacional

LUCHA CONTRA LA VIOLENCIA

La ONU quiere evitar más ataques en Kirguizistán

El enviado especial, Miroslav Jenca, pide a las autoridades interinas del país que ayuden a evitar que se amplíe la ola de violencia a otros países.

Una de las múltiples víctimas de la ola de violencia.
La ONU pide acabar con la violencia "indiscriminada"

El enviado especial del secretario general de la ONU y director del Centro Regional para la Diplomacia Preventiva para Asia Central, Miroslav Jenca, instó este lunes a las autoridades interinas de Kirguizistán a impedir que se extienda a otros países de la región centroasiática la violencia "indiscriminada" que surgió a finales de la semana pasada en esta antigua república soviética.

"Ahora la tarea más importante es detener el derramamiento de sangre", declaró a los medios de comunicación Jenca, que insistió en que el conflicto no debe sobrepasar la zona donde se está produciendo actualmente.

"Las autoridades uzbekas nos han informado de que la cifra de refugiados que se han acumulado en el lado uzbeko (de la frontera) es de 75.000, pero está aumentando y pronto podría superar los 100.000", dijo el enviado especial de la ONU, que explicó que la falta de seguridad en la zona fronteriza de Kirguistán impide obtener datos sobre la cantidad exacta de personas que han huido de la violencia.

Los enfrentamientos entre personas de origen kirguís y de origen uzbeko en las ciudades de Osh y Jalalabad comenzaron la noche del jueves de la semana pasada y se agravaron durante el fin de semana. Los uzbekos representan el 14,5 por ciento de la población de Kirguistán, pero en las provincias de Osh y Jalalabad hay más o menos el mismo número de habitantes de cada comunidad.

La Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Navi Pillay, ha pedido al Gobierno interino kirguís que emprenda "acciones rápidas y decisivas" para proteger a sus ciudadanos, independientemente de cuál sea origen étnico. "Parece que se están cometiendo asesinatos indiscriminados, también de niños, y violaciones por motivos étnicos", señaló ayer, lunes, en un comunicado.

Por su parte, el subsecretario general de la ONU para Asuntos Políticos, Lynn Pascoe, ha solicitado la creación urgente de un corredor humanitario para garantizar que las víctimas de la violencia reciben ayuda.

Por último, Naciones Unidas y la Unión Europea han instado al Ejecutivo kirguís a celebrar el referéndum del 27 de junio sobre la nueva Constitución y las elecciones legislativas de octubre, según lo previsto.

"La Unión Europea insiste en que el proceso de legitimación de las autoridades del país debe continuar pese a las dificultades", subrayó Holger Green, embajador de Alemania en Kirguizistán, en nombre de la presidencia de turno de la UE (España no tiene Embajada en Kirguistán).

Etiquetas