Despliega el menú
Internacional

CONFLICTO ISRAELÍ

Israel estudia cómo frenar que llegue otro barco

La Nobel de la Paz irlandesa Maguire va a bordo del 'Rachel Corrie'. Netanyahu podría replantearse relajar el bloqueo en la Franja.

El Ejército patrulla las costas
...y el Gobierno israelí advierte que no dejará pasar ningún barco con ayuda a Gaza
AFP

El Gobierno israelí estudia cómo impedir que un nuevo barco con ayuda humanitaria, el 'Rachel Corrie', alcance las costas de la franja de Gaza los próximos días, lo que podría acrecentar la tensión en la zona.

El portavoz de Asuntos Exteriores, Andy David, aseguró que su país ha "enviado mensajes a través de Irlanda", cuya bandera tiene la nave, para que los integrantes del barco "acepten dejar la carga humanitaria en el puerto (israelí) de Ashdod", pero lamentó que "hasta ahora lo han rechazado".

El portavoz respondía a informaciones aparecidas ayer en el diario 'Haaretz' sobre que es "inminente" una "solución diplomática" al caso del 'Rachel Corrie', barco cargado de simbolismo porque lleva el nombre de una activista estadounidense muerta en Gaza en 2003 al ser aplastada por una excavadora militar israelí. Lleva también abordo, entre sus 11 activistas, a la premio Nobel de la Paz irlandesa, Mairead Maguire y a un ex vicesecretario general de Naciones Unidas, Denis Halliday.

Audrey Bombse, abogada de Gaza Libre, otro de los movimientos que organiza la flotilla, desmintió la existencia de negociaciones con Israel y reafirmó el objetivo original de la misión: intentar romper el bloqueo. "No estamos negociando con Israel, ni hemos negociado con Israel en ningún momento. Si Israel quiere que dejemos entrar en el barco a inspectores de la Cruz Roja o de la ONU, lo permitiremos. Lo que no vamos a permitir es que la inspección la hagan israelíes, que podrían colocar armas en el barco", señaló por teléfono desde Larnaca (Chipre). La nave "está ahora entrando en un puerto de Grecia. No podemos decir cuál, porque tenemos miedo de que Israel lo sabotee, como ha reconocido que ha saboteado otros de nuestros barcos", explicó la abogada.

Soluciones creativas

Mientras tanto, los medios israelíes señalan que el primer ministro Benjamin Netanyahu podría acceder a relajar el bloqueo impuesto a la Franja, una medida que está reclamando gran parte de la comunidad internacional.

Netanyahu estaría dispuesto a escuchar soluciones creativas que permitan supervisar los productos que entran en el territorio costero gobernado por Hamás, según el diario israelí 'Haaretz', que afirmó que la relajación del bloqueo no afectaría a los puestos de control de la frontera entre Israel y la Franja, sino que solo se suavizaría el bloqueo naval.

En opinión del primer ministro, el principal objetivo del bloqueo debería ser evitar el contrabando de cohetes y otras armas a través de la frontera con el fin de impedir que haya un "puerto iraní en Gaza", según dijo en un discurso que pronunció el lunes pasado en Canadá.

'Haaretz' aseguró que Netanyahu también ha expresado su disposición de aceptar la participación de organismos internacionales en la aplicación del bloqueo naval. Según la cadena israelí Canal 2 israelí, el primer ministro propuso la idea de que una fuerza internacional controle los puertos de Gaza en una conversación con el enviado del Cuarterto para Oriente Próximo, Tony Blair. "Una fuerza naval internacional podría supervisar lo que entra en Gaza para impedir que se introduzcan armas o productos de acero laminado", precisó el Canal 2.

El periódico 'The New York Times' informó ayer de que el Gobierno estadounidense mantiene que el bloqueo naval no puede actuar en su forma actual y, al parecer, ha pedido a Israel que suavice las restricciones relativas al tipo de productos que permite que entren en la Franja. Este asunto se abordó durante una discusión en la Casa Blanca entre varios responsables del Consejo de Seguridad Nacional estadounidense y los enviados de Netanyahu Isaac Molho y Uzi Arad. Molho y Arad regresaron el miércoles a Israel.

El primer ministro israelí ha transmitido al Gobierno estadounidense que está abierto a ideas nuevas y creativas pero ha subrayado que cualquier decisión sobre este tema no debe tomarse a la ligera y que cualquier formato que se proponga debe ser estudiado minuciosamente.

Por su parte, el ministro israelí de Asuntos Exteriores, Avigdor Lieberman, manifestó ayer su apoyo a que una comisión pública investigue el asalto a la 'Flotilla de la Libertad'. "No hay por qué temer una comisión de investigación. Le dije al primer ministro (Benjamin Netanyahu) que deberíamos crear una comisión de investigación que sea abierta y transparente", señaló en entrevistas con medios locales.

Etiquetas