Internacional

ALCANZAN UN RADIO DE HASTA 2.000 KM

Irán prueba misiles de largo alcance en plena crisis nuclear

Lanzamiento de uno de los misiles de largo alcance
Irán prueba misiles de largo alcance en plena crisis nuclear
AFP

Irán lanzó este lunes misiles de largo alcance, con capacidad para golpear a Israel y varias bases estadounidenses, en el segundo y último día de ejercicios balísticos, provocando un aumento de las tensiones con Occidente por su programa nuclear.

Esos disparos suscitaron vivas críticas en las capitales occidentales, tres días antes de la reanudación en Ginebra de las negociaciones sobre el programa nuclear iraní, pero por el contrario fueron ensalzados por sus autores, los Guardianes de la Revolución, según los cuales las maniobras cumplieron con "todos sus objetivos".

Los disparos de misiles efectuados por Irán son "inquietantes" y no son "una señal generadora de confianza", indicó el lunes el ministerio alemán de Relaciones Exteriores.

Francia también manifestó su profunda preocupación ante la noticia de que Irán había realizado esas pruebas y pidió a las autoridades iraníes el cese "inmediato" de sus "actividades desestabilizadoras".

De su lado el ministro británico de Relaciones Exteriores, David Milliband, calificó de "reprensibles" los ensayos de misiles efectuados por Irán, pero indicó que éstos no deben distraer la atención de las conversaciones nucleares previstas esta semana con Teherán.

El jefe de la diplomacia de la Unión Europea, Javier Solana, manifestó el lunes su "inquietud" ante las revelaciones sobre la existencia de una segunda planta de enriquecimiento de uranio en Irán, así como por los ensayos de misiles.

Una fuente del ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia declaró a la agencia rusa Interfax el lunes, tras los ensayos de misiles iraníes, que el mundo no debe ceder a las "emociones" en sus relaciones con Irán.

Los seis países (Alemania, China, Estados Unidos, Francia, Rusia, Reino Unido) que piden a Irán que adecúe su programa nuclear a las normas de la no proliferación tendrán, el jueves en Ginebra, las primeras negociaciones al respecto con la República islámica desde hace 14 meses.

Poco antes del lanzamientos de estos misiles, el comandante de las fuerzas aéreas de los Guardianes de la Revolución, Hosein Salami, advirtió de que Teherán respondería a cualquier amenaza, especialmente contra su programa nuclear, de forma "destructiva".

"Las fuerzas armadas procedieron con éxito el lunes al disparo de un misil Ghadr-1, una versión mejorada del Shahab-3, y de un misil Sejil de dos pisos a combustible sólido", declaró el comandante Salami, citado por la televisión iraní en árabe Al Alam.

Ambos misiles tienen capacidad para llegar hasta Israel, cuyo territorio está situado a unos 1.000 km.

"Frente a las amenazas contra la existencia, la independencia, la libertad y los valores del régimen (islámico) nuestra respuesta será directa, firme y destructiva", declaró el comandante Salami, citado por la agencia Irna, agregando que Teherán hará que sus enemigos "lamenten" sus amenazas.

Nueva planta

Cuando se le preguntó sobre la eventual relación entre estos ejercicios balísticos y el anuncio el viernes de la construcción por Irán de una nueva planta de enriquecimiento de uranio, el portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores, Hasan Ghashghavi, afirmó que "no existe ninguna".

"Como ya saben, se trata de los ejercicios Gran Profeta 4. El número 4 significa que es el cuarto año que se organizan. Son ejercicios defensivos", afirmó Ghashghavi en su rueda de prensa semanal.

La nueva planta en construcción cerca de Qom (centro) "no viola ninguna ley internacional. Los países occidentales hacen comentarios que no son realistas", agregó.

Etiquetas