Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

EN UNA ESTACIÓN DE AUTOBUSES DE SEATTLE

Indignación en EE. UU. por la pasividad de tres guardias ante una brutal paliza

No movieron ni un solo dedo para evitar la brutal paliza que tres adolescentes propinaron a una niña negra. La pasividad de tres guardias ante la agresión a la pequeña fue recogida en un vídeo por las cámaras de seguridad de la la estación de autobuses de Seattle (Washington). 

El asunto ha conmocionado a los EE. UU.

La niña fue pateada y golpeada y sufrió grave heridas, que podían haber sido evitadas si los tres agentes hubieran intervenido en lugar de haberse quedado mirando como las jóvenes golpeaban sin compasión a la menor.

Ni siquiera cuando terminaron de apalearla y la niña quedó tendida en el suelo los guardias de seguridad se acercaron a comprobar su estado y a ayudarla. Una acción que ha provocado la indignación de los estadounidenses.

Al ser preguntados por la omisión de auxilio, los agentes explicaron que se debieron a la política de su empresa que no les permite involucrarse en este tipo de agresiones sino "sólo mirar".

Etiquetas