Internacional
Suscríbete

IRAQ

El ex viceprimer ministro iraquí Tariq Aziz acusa a Obama de arrojar a su país "a las fieras"

"Somos todos víctimas de Estados Unidos y Gran Bretaña", acusa Aziz, que sirvió bajo Sadam Husein, desde su celda de una cárcel de Bagdad.

El ex viceprimer ministro iraquí Tariq Aziz, que sirvió bajo Sadam Husein, cree que la salida precipitada de las tropas estadounidenses de Iraq puede llevar a la destrucción del país árabe.

En su primera entrevista en la cárcel desde su captura tras la caída del régimen de Bagdad hace ya siete años, Aziz, que fue también ministro de Exteriores, acusa a Washington de arrojar a Iraq "a las fieras".

"Somos todos víctimas de Estados Unidos y Gran Bretaña", acusa Aziz desde su celda de una cárcel de Bagdad en declaraciones que publica el diario The Guardian.

Aziz acusa a las dos potencias que invadieron Irak: "Mataron a nuestro país de muchas maneras. Cuando se comete un error, hay que corregirlo, no abandonar a Iraq a su destrucción. Si (el presidente Barack Obama) se lleva ahora sus tropas, Irak volverá a hundirse, y esta vez sin remedio".

El político iraquí afirma que el país se encuentra en un estado mucho peor que antes de la guerra: "Durante treinta años, Sadam construyó Iraq, y ahora está destruido. Hay más enfermos que antes, más hambrientos. La gente no tiene servicios. Todos los días mueren decenas si no centenas de personas".

"Me animó el hecho de que se eligiera a Obama porque pensé que iba a corregir algunos de los errores de Bush. Pero Obama es un hipócrita. Ha decidido arrojar a Irak a las fieras", agrega el ex primer ministro.

Aziz, que cumple una condena de quince años de cárcel por crímenes contra la humanidad en la prisión de Qadhimiyah, en el norte de Bagdad, se niega a criticar a Sadam Husein y a su régimen.

"Si ahora hablo de cosas que lamento, la gente me considerará un oportunista. No hablaré en contra de Sadam hasta que sea un hombre libre. La sabiduría es parte de la libertad. Cuando esté libre y pueda escribir la verdad, podré incluso criticar a mi mejor amigo", explica el político iraquí.

Aziz señala, sin embargo, que intentó convencer a Sadam Husein de que no invadiera Kuwait porque iba a llevar a una guerra con Estados Unidos, y es algo contrario al interés de Iraq.

Pero, agrega, "se tomó la decisión. Yo era ministro de Asuntos Exteriores y tenía que defender al país y hacer todo lo posible por explicar nuestra posición".

Aziz afirma por otro lado que durante la década siguiente, en la que se aplicaron las sanciones de la ONU contra Irak, el régimen de Sadam Husein logró alimentar a todos los iraquíes y mantener la estabilidad en el país.

"Incluso durante la época de las sanciones, que es siempre un tiempo difícil para cualquier país, todo iraquí, hombre, mujer o niño, consumía 2.000 calorías diarias", señala el ex viceprimer ministro.

Aziz dice que los ataques terroristas del 11 de septiembre contra EE. UU. fueron un shock para él y Sadam Husein.

"Por entonces no teníamos relaciones con el Gobierno estadounidense. Sadam Husein me llamó y me dijo que le gustaría que escribiera una carta a Ramsey (Clark, ex fiscal general de EE. UU.) en la que expresásemos nuestra condena del ataque. Y lo hice", explica Aziz.

Pero, agrega, "tanto yo como el presidente nos dimos cuenta de que iban a invadirnos pasara lo que pasara. Bush y (Tony) Blair mintieron intencionadamente. Ambos son pro-sionistas. Querían destruir Irak en beneficio de Israel, no de EE. UU. o Gran Bretaña".

Etiquetas