Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

Revuelta popular en Libia

El régimen libio trató de repatriar más de 1.000 millones de euros desde el Reino Unido

El gobierno británico habría interpuesto una serie de obstáculos logísticos para impedir que el ejecutivo libio recogiera el dinero, depositado en el noroeste de Inglaterra.

El régimen de Trípoli trató de repatriar la pasada semana dinares libios por un valor equivalente a 900 millones de libras (unos 1.053 millones de euros) que tenía depositados en el noreste de Inglaterra, según informa el diario 'The Times'.

Según el periódico inglés, el ministro británico de Finanzas, George Osborne, ordenó interponer una serie de obstáculos logísticos a la salida de ese dinero mientras preparaba la congelación de los activos del dictador libio y su familia en el Reino Unido.

Los funcionarios británicos respondieron a la petición libia señalando al Gobierno del coronel Muamar al Gadafi que el avión que se enviase para el transporte de ese dinero sólo podría aterrizar en Manston (Kent), sureste de Inglaterra, a cientos de kilómetros del lugar donde estaba depositado. Los libios nunca enviaron el avión solicitado, y el domingo, el Tesoro británico anunció la congelación con efecto inmediato de todos los activos de Gadafi y sus hijos en este país.

Mientras tanto, el ex primer ministro británico Tony Blair, el hombre que sacó a Gadafi en su día de su ostracismo internacional, confirmó a 'The Times' que telefoneó el viernes al coronel libio para decirle que tenía que abandonar el poder y dejar paso a un gobierno de transición a un nuevo régimen democrático. «Lo que le pedí que hiciera es consistente con el mensaje de la comunidad internacional y su respuesta fue la misma que ha hecho en público. Se niega a reconocer lo que sucede en su país», dijo Blair.

El ex líder laborista dijo que el «objetivo estratégico» frente a la crisis en el país norteafricano es que «haya un cambio en el liderazgo libio con el mínimo derramamiento de sangre porque ya ha muerto demasiada gente y ha habido demasiada violencia».

Blair justificó, por otro lado, el hecho de haber contribuido a la rehabilitación en su día al dictador libio, considerado hasta entonces un paria por su apoyo al terrorismo internacional. «¿No es bueno que Libia dejase de ser un país que apoyaba el terrorismo y que en su lugar se dedicara a combatirlo? ¿No es también bueno que renunciase al desarrollo de armas químicas y nucleares?», se preguntó Blair para explicar por qué había tendido en su día a Gadafi la mano de la amistad, algo que muchos le critican ahora.

Etiquetas