Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

TAIWAN

El ex presidente de Taiwán es condenado a cadena perpetua por corrupción

Shui-bian y su esposa están acusados de blanqueo de dinero y falsificación de documentos. Otros 13 familiares están imputados.

El ex presidente taiwanés Chen Shui-bian y su esposa, Wu Shu-chen, han sido condenados a cadena perpetua por corrupción, blanqueo de dinero y falsificación de documentos, anunció ayer el Tribunal de Distrito de Taipei.

 

"La corrupción de un hombre ha causado el desorden de todo el país. Por eso las sentencias son tan severas", señaló el presidente del tribunal, Tsai Shou-hsun, en la sentencia, entregada ayer a la prensa.

 

Junto con el ex mandatario y su esposa, que también fueron multados con nueve millones de dólares (6,2 millones de euros), fueron condenados los 13 familiares y colaboradores imputados, incluidos el hijo de Chen, Chen Chih-chung, a dos años y medio de prisión y el joven político Ma Yung-cheng, a 20 años de cárcel.

 

Grupos independentistas de Taiwán, apoyados por legisladores del opositor Partido Demócrata Progresista (PDP), anunciaron protestas públicas tras la condena del ex presidente. "No dejaremos que esto quede así, movilizaremos a todos los grupos civiles de la isla, cercaremos el Palacio Presidencial y otros organismos", dijo el legislador del PDP, Huang Ching-lin.

 

La presidenta del PDP, Tsai Ing-wen, se solidarizó con Chen y se quejó de que no se han respetado sus derechos humanos, mientras que sectores radicales piden movilizaciones populares en contra del veredicto. "El proceso judicial ha sido parcial y no ha respetado la ley, por eso no es se producen protestas públicas", dijo el portavoz del PDP, Ke Chien-min.

Etiquetas