Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

LIBERACIÓN DE PRESOS POLÍTICOS

Cuba anuncia que podría liberar a más presos

El presidente del Parlamento asegura que el Gobierno desea sacar de las cárceles a los reos sin crímenes de sangre.

Marcha de las Damas de Blanco por las calles de La Habana
Cuba anuncia que podría liberar a más presos
ALEJANDRO ERNESTO/EFE

El presidente del Parlamento cubano, Ricardo Alarcón, afirmó ayer que puede haber más liberaciones de presos políticos que las 52 anunciadas, y que los liberados, si lo desean, podrán permanecer en la isla, según la Misión Permanente ante la ONU de Cuba en Ginebra. Destacó que "la voluntad del Gobierno cubano es sacar de la cárcel a todas las personas sobre las que no pesen crímenes de sangre", confirmaron las fuentes.

Alarcón hizo estas declaraciones en Ginebra, adonde acudió con motivo de la tercera Asamblea Mundial de Presidentes de Parlamentos, que tendrá lugar en la ciudad helvética hasta hoy.

El anuncio de la posible ampliación de las liberaciones se produce un día después de que el secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, instara a Cuba a proseguir con las "medidas reconciliadoras" en relación a la liberación de presos políticos y solicitara a La Habana que respete los derechos humanos.

Ban dio el lunes la bienvenida a unos planes que considera "muy alentadores", e instó al Gobierno cubano a "continuar con las medidas reconciliadoras, aplicar la legalidad y respetar los derechos humanos, que es un valor fundamental de la carta de Naciones Unidas", según afirmó.

La Habana ya ha liberado a 20 opositores al régimen como parte del compromiso de las autoridades de excarcelar a 52 presos políticos del llamado Grupo de los 75 -en prisión desde 2003- en un plazo de cuatro meses, en el marco del diálogo con la Iglesia católica cubana y con el apoyo del Gobierno español. Hasta ahora, 11 disidentes cubanos excarcelados han viajado a España y otros ocho, acompañados por 38 de sus familiares, está previsto que lleguen a Madrid esta semana.

Mientras tanto, la Sección de Intereses de Estados Unidos en La Habana (SINA) ha contactado con familiares de presos políticos del Grupo de los 75 que decidieron no viajar a España para invitarles a una serie de reuniones que tienen lugar desde ayer. Según fuentes de la SINA, esas reuniones, que en principio serían individuales, tienen por objeto "ofrecer orientación sobre las opciones consulares para entrar a Estados Unidos", bien desde Cuba o desde España.

Cualquier familiar interesado puede solicitar esa reunión, de acuerdo con las fuentes, que señalaron que la SINA también ha ofrecido dar asesoramiento sobre este asunto a la Iglesia católica en Cuba y a la Embajada de España en La Habana.

Reuniones con EE. UU.

Berta Soler, miembro del grupo Damas de Blanco -familiares de esos opositores encarcelados en 2003- dijo ayer que la SINA invitó telefónicamente a algunas mujeres para tratar "sobre los presos que no quieren salir para España".

Según Soler, los funcionarios de EE. UU. en La Habana convinieron la posibilidad de recibir a los allegados durante todos los días de esta semana a partir de ayer, teniendo en cuenta que algunas familias tienen que trasladarse a la capital cubana desde el interior del país.

De acuerdo con los datos de Berta Soler, entre 11 y 15 personas en representación de las familias de los reos asistirían a las reuniones. "Pienso que como muchos dicen que no viajan a España sino a Estados Unidos, quizás las citas sean para explicar algún interrogante que tengamos", precisó Soler, cuyo marido es Ángel Moya, uno de los presos de los 75.

La semana pasada la opositora Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional divulgó que al menos diez excarcelados no quieren abandonar Cuba cuando sean excarcelados en el proceso comprometido por el Gobierno de Raúl Castro para liberar a 52 disidentes.

Según el portavoz de la Comisión, Elizardo Sánchez, cuatro presos políticos ya le habrían comunicado su decisión al cardenal Jaime Ortega -máxima autoridad católica de la isla- cuando este les llamó para saber si irían a España.

Etiquetas