Internacional
Suscríbete por 1€

internacional

Hallan 25 inmigrantes muertos y 35 están desaparecidos en las costas de Túnez

La precaria embarcación en la que viajaban naufragó cuando trataban de cruzar el Mediterráneo.

Los cuerpos de las víctimas fueron encontrados a lo largo de la costa de Cap Bon, a apenas un centenar de kilómetros de la isla italiana de Lampedusa.
Los cuerpos de las víctimas fueron encontrados a lo largo de la costa de Cap Bon, a apenas un centenar de kilómetros de la isla italiana de Lampedusa.
google maps

Al menos 25 cuerpos de inmigrantes fueron encontrados en los últimos tres días en la costa noreste de Túnez, mientras otras 35 continúan desaparecidas después de que su embarcación precaria naufragara cuando trataban de cruzar el Mediterráneo, informó este lunes la ONG Médicos Sin Fronteras.

"Incluso si Italia, Malta y la Unión Europea miran hacia otro lado, tragedias evitables se producen todavía en el mar Mediterráneo, donde la ausencia de una capacidad de búsqueda y rescate dirigida por la UE continúa produciendo estragos", ha denunciado la ONG en las redes sociales.

Según informó la Organización Mundial para las Migraciones (OIM), los cuerpos de las víctimas, la mayoría de nacionalidad tunecina y siria, fueron encontrados a lo largo de la costa de Cap Bon (noreste), a apenas un centenar de kilómetros de la isla italiana de Lampedusa.

El último informe anual sobre migración publicado por la ONG Foro Tunecino por los Derechos Económicos y Sociales (Ftdes) reveló que cerca de 42.700 personas llegaron a Italia desde Túnez en los últimos cinco años, incluidos 7.000 menores, mientras que 53.000 fueron interceptados por las fuerzas de seguridad.

Las cifras registradas por esta organización local, que sigue de cerca el fenómeno migratorio en el país, reflejan la tendencia al alza con respecto a años anteriores: 15.600 llegadas en 2021, frente a 13.000 en 2020 y 2.700 en 2019.

Túnez se ha convertido en un país de tránsito, de partida y de enlace en la región mediterránea, señaló Ftdes, que registra cada año la entrada de migrantes irregulares de hasta 80 países diferentes. Una de las principales razones que han contribuido a este aumento en los últimos dos años es el desempleo crónico que arrastra el país, que se sitúa en el 18 % y asciende hasta el 42 % entre la población joven, principalmente en las regiones del oeste y sur del territorio.

A esto se suma la crisis sanitaria, que ha dejado hasta el momento 28.065 víctimas mortales y ha puesto de relieve un sistema de sanidad pública deficiente, así como la crisis económica que ha "paralizado" al sector turístico, una industria vital para la economía nacional que representa el 14 % del PIB y de la que dependen 400.000 puestos de trabajo.

La pugna política también juega un papel determinante, en especial tras el pasado 25 de julio, cuando el presidente de la República, Kaïs Said, decretó el estado de excepción- que incluyó el cese del Gobierno y la suspensión del Parlamento y de la casi totalidad de la Constitución- y se arrogó plenos poderes para "preservar la paz social". 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión