Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

El Papa afirma que aún existe la esclavitud de la mujer

El papa Francisco aseguró que las mujeres "no tienen las mismas posibilidades que los hombres". El Pontífice también pidió al mundo que se vacune y que no caiga en los caprichos de buscar la vacuna más famosa.

El papa Francisco en una audiencia en el Vaticano.
El papa Francisco en una audiencia en el Vaticano.
MAURIZIO BRAMBATTI

El papa Francisco aseguró que "en la historia, aún hoy, existe una esclavitud de la mujer" y destacó que "las mujeres no tienen las mismas oportunidades que los hombres", durante la audiencia general celebrada en el aula Pablo VI del Vaticano.

El pontífice argentino dedicó su catequesis a un llamamiento a los cristianos a la unidad, a no a crear separaciones sociales y diferencias entre los dos sexos o entre personas de diferentes religiones, pero también recordó a los nuevos esclavos de hoy cómo las mujeres no tienen las mismas oportunidades.

"¡Cuántas veces escuchamos expresiones que desprecian a las mujeres! Cuántas veces hemos escuchado: 'Pero no, no hagas nada, son cosas de mujeres'”, dijo Francisco.

"El hombre y la mujer tienen la misma dignidad, y en la historia, incluso hoy, hay una esclavitud de la mujer: las mujeres no tienen las mismas oportunidades que los hombres. Debemos leer lo que dice Pablo: somos iguales en Cristo Jesús", agregó.

Francisco también habló de las diferencias que en la antigüedad tenían esclavos y hombres libres y destacó que "esto también pasa hoy: tanta gente en el mundo, muchos, millones, que no tienen derecho a comer, no tienen derecho a educación, no tienen derecho a trabajar"

"Son los nuevos esclavos, son los que están en la periferia, que son explotados de todos. Negamos a estas personas la dignidad humana", añadió.

También destacó que "todos los hombres y mujeres son hijos de Dios, todos, sea cual sea la religión que tengamos". 

"No debe haber caprichos en la elección de la dosis más famosa"

El Papa también ha reiterado la importancia de tener una campaña de vacunación universal y gratuita contra el coronavirus porque "puede salvar muchas vidas", al tiempo que ha criticado los "caprichos" que se cometen cuando se elige "la dosis más famosa".

"Ahora el verdadero reto es esforzarse para que todas las personas del mundo tengan el mismo acceso a la vacuna, para que no haya caprichos en la elección de la dosis más famosa y, sobre todo, que sea gratuita para quien la necesite y no algo de lo que se pueda sacar un beneficio fácil", ha destacado el Pontífice.

Francisco ha hecho estas declaraciones en el mensaje introductorio del libro 'Más allá de la tormenta', que recoge la entrevista realizada al periodista Fabio Marchese Ragona el pasado mes de enero. El libro incluye también los discursos del presidente del Parlamento Europeo, David Sassoli, del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, Filippo Grandi, del fundador de la Comunidad de Sant'Egidio, Andrea Riccardi, del director de cine Giuseppe Tornatore, de la escritora Edith Bruck y de la cantante Noa.

El Papa ha agradecido su labor a los científicos y a los médicos al tiempo que ha invitado a la gente a "encontrar la calma tras la oscuridad de la enfermedad".

"Gracias a la vacuna estamos volviendo a ver poco a poco la luz y estamos saliendo de esta fea pesadilla" de la pandemia", ha señalado. De hecho, para el Pontífice esto significa volver a la esperanza de "encontrar la paz tras la oscuridad de la enfermedad" como Abraham, "que en un momento de desconfianza, en lugar de pedir el hijo prometido que no llegaba, se dirigió a Dios para que le ayudara a seguir esperando". "No hay nada más hermoso: la oración para tener esperanza, porque la esperanza nunca defrauda", agrega el Papa.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión