Internacional

iglesia católica

El Papa busca un acercamiento con la Iglesia Ortodoxa en su viaje a Rumanía

En Bulgaria también lo intentó pero recibió una fría respuesta del clero, que rechazó cualquier acto de oración o liturgia conjunta. El obispo de Plovdiv le acusó de fomentar "una religión de Satanás".

El Papa Francisco, en imagen de archivo.
Efe

Tender puentes y abrir vías de diálogo con otras religiones es una de las prioridades del papado de Francisco, que buscará un acercamiento con la Iglesia Ortodoxa de Rumanía en el viaje de tres días a ese país que iniciará el viernes.

Avanzar hacia el entendimiento con los cristianos bizantinos ya estuvo entre los objetivos de Francisco en sus dos recientes visitas a Bulgaria y Macedonia del Norte, países balcánicos como Rumanía donde la ortodoxa es también la iglesia nacional y mayoritaria.

Las relaciones entre católicos y ortodoxos se han caracterizado por la desconfianza y a menudo la hostilidad desde el cisma que separó a las dos iglesias en el siglo XI, y la delicada misión del papa en sus dos primeros viajes a los Balcanes tuvo resultados desiguales.

Francisco se reunió con la jerarquía de las iglesias nacionales ortodoxas de los dos países, pero su apuesta por la unidad de los cristianos recibió una fría respuesta del clero búlgaro, que rechazó cualquier acto de oración o liturgia conjunta con el líder de los 1.300 millones de católicos del mundo.

Poco después de la visita, el metropolita (obispo ortodoxo) Nicolai de la ciudad de Plovdiv, la segunda del país, acusó al papa de fomentar "una religión de Satanás" con su ecumenismo.

Una de las imágenes que dejó la visita fue la de Francisco rezando solo en la catedral ortodoxa de Alejandro Nevski de Sofía, algo que no se repetirá en Bucarest.

"El clero rumano estará presente en la Catedral Nacional cuando la visite el papa", aseguran fuentes de la Iglesia Ortodoxa Rumana, que confirman la presencia junto a Francisco del patriarca Daniel en ese monumental templo.

Las relaciones entre la Iglesia Ortodoxa Rumana y la Iglesia Católica son más fluidas que las que mantienen otras iglesias nacionales bizantinas con Roma, explica a Efe el historiador Ioan-Aurel Pop, rector de la Universidad Bolyai-Babes de Cluj y miembro de la Academia Rumana.

Pop alude al origen latino del pueblo rumano y de su lengua, la única románica del este de Europa, para explicar esta mayor afinidad con los católicos.

"Las manifestaciones (de la ortodoxia) han tenido siempre una personalidad distinta (en Rumanía)", dice el académico.

La Iglesia Ortodoxa Rumana, continúa, "es distinta de las ortodoxias de los pueblos eslavos y de la ortodoxia griega", resalta el profesor, quien recuerda que los ortodoxos rumanos ya "mantienen un diálogo interconfesional" con los católicos.

Pop rememora la "calidez extraordinaria" con que fue recibido Juan Pablo II hace veinte años en la que era la primera visita de un papa a Rumanía y a un país ortodoxo desde el gran cisma del siglo XI.

El pontífice polaco se reunió entonces con la jerarquía de la iglesia ortodoxa local, ante la que abogó por la "unidad" de los cristianos.

Durante aquel viaje papal en 1999, Juan Pablo II celebró una misa al aire libre junto al patriarca Teoctist, que entonces dirigía la Iglesia Ortodoxa Rumana.

En un momento de la misa, la multitud -compuesta por ortodoxos en su mayoría- interrumpió el sermón del patriarca con gritos de "Unidad" que se prolongaron durante minutos.

"En la multitud que va a recibir a Francisco en Bucarest, Iasi o Blaj habrá más creyentes de rito bizantino que católicos", indica el académico.

Las iglesias católica y ortodoxa se separaron en el año 1054 en el Gran Cisma entre Oriente y Occidente, debido a discrepancias teológicas y sobre la supremacía del papa de Roma.

El papa y el patriarca de Constantinopla, jefe del cristianismo que se desarrolló en el Imperio Bizantino o Imperio Romano de Oriente, se excomulgaron entonces mutuamente, una medida que no fue revocada hasta 1965.

Las relaciones entre estas dos corrientes del cristianismo han mejorado sustancialmente desde entonces.

Etiquetas
Comentarios