Despliega el menú
Internacional

El presidente de Nigeria se disculpa por el último secuestro masivo de niñas

Las autoridades locales han aclarado que aún no se ha localizado a ninguna de las rehenes.

Familiares de las alumnas secuestradas por el grupo terrorista Boko Haram.
Familiares de las alumnas secuestradas por el grupo terrorista Boko Haram.
Reuters Vocento

El presidente de Nigeria, Muhamadu Buhari, ha pedido perdón este viernes por el reciente secuestro de unas 90 alumnas de una escuela de la localidad de Dapchi, en el noreste del país, y que ha hecho revivir el fantasma de lo ocurrido en Chibok en 2014, cuando desaparecieron más de 270 niñas.

Buhari ha asegurado en un comunicado que su Gobierno "no escatimará ningún esfuerzo" para garantizar que las 91 niñas de Dapchi "vuelven a salvo" y que sus captores "se enfrentan a la justicia". "Todo el país está junto a las familias", ha declarado.

El presidente se ha referido a este incidente como "un desastre nacional" y ha lamentado lo ocurrido. "Pedimos perdón por lo que pasó; compartimos vuestro dolor", ha asegurado, en un mensaje a las familias que completa el traslado de una delegación de ministros al estado de Yobe.

El ataque, perpetrado el lunes, ha sido atribuido al grupo terrorista Boko Haram, que aspira a imponer un estado islámico en la zona noreste de Nigeria. Los milicianos llegaron a Dapchi en varios camiones, algunos de los cuales transportaban armas pesadas y estaban pintados con camuflaje militar, según contaron varios testigos a la agencia de noticias Reuters.

Al día siguiente, el registro de asistencia en la escuela local reveló que faltaban 91 alumnas y, aunque se llegó a informar de la aparente liberación de más de 70, las autoridades locales han aclarado que aún no se ha localizado a ninguna de las rehenes.

Etiquetas
Comentarios