Internacional
Suscríbete por 1€

Al menos 43 muertos al explotar un coche bomba contra un convoy de evacuación en Alepo

Las víctimas forman parte de un grupo de casi 5.000 refugiados que estaban siendo evacuados.

Momento de la explosión del coche bomba al paso de un convoy de evacuación en Alepo.
Momento de la explosión del coche bomba al paso de un convoy de evacuación en Alepo.
Reuters TV

Al menos 43 personas murieron este sábado y decenas resultaron heridas por la explosión de un coche bomba en la ciudad siria de Alepo (norte), en la zona donde fueron llevadas las cerca de 5.000 personas evacuadas este viernes de dos pueblos chiíes, en el marco de un acuerdo entre el Gobierno y la oposición.

Este grupo de casi 5.000 refugiados procedentes de Idlib estaban en manos de los rebeldes, que habían aceptado dejar salir a los simpatizantes del Gobierno sirio y garantizarles vía libre a Alepo a cambio de que el Ejército sirio hiciera lo mismo con los rebeldes y sus familiares en esta ciudad.

El Observatorio Sirio de Derechos Humanos destacó que el número de víctimas aumentó después de que varios heridos murieran y se encontraran más cuerpos en el lugar de la explosión.

Esta se produjo en la zona de Al Rashidín, a las afueras de Alepo, donde los evacuados estaban a la espera de ser trasladados a su destino final.

Por su parte, la agencia de noticias oficial siria, SANA, informó de que decenas de civiles fallecieron y resultaron heridos, la mayor parte de ellos niños y mujeres, de las familias de Fua y Kefraya.

Los evacuados salieron ayer por la mañana de esas poblaciones chiíes, sitiadas desde hace más de dos años por varias facciones islámicas e insurgentes, entre las que figura el Organismo de Liberación del Levante (alianza de la exfilial siria de Al Qaeda).

Poco después del ataque, que aún no ha sido reivindicado por ningún grupo, se reanudó el proceso de evacuación de los residentes de Fua y Kefraya, y de los de la localidad de Madaya, ubicada en las afueras de la capital siria y sitiada por las fuerzas gubernamentales.

El Observatorio señaló que esto fue posible después de que se completaran los "trámites logísticos" para finalizar la evacuación.

Los autobuses que transportan a los evacuados de Madaya empezaron a salir de la zona de Al Ramusa, a las afueras de Alepo, hacia la provincia de Idleb (noroeste), controlada por los insurgentes. Mientras, el convoy de Fua y Kefraya se dispone a entrar en la ciudad de Alepo, dominada por el Gobierno sirio.

El estallido tuvo lugar junto al convoy de evacuados, compuesto por 75 autobuses y 20 ambulancias, que está bloqueado desde el día de ayer en la zona de Al Rashidín, a las afueras de Alepo, a la espera de ser trasladados a su destino final.

El convoy salió ayer por la mañana de las poblaciones chiíes, sitiadas desde hace más de dos años por varias facciones islámicas e insurgentes, entre las que figura el Organismo de Liberación del Levante (alianza de la exfilial siria de Al Qaeda).

La evacuación se llevó a cabo en virtud de un acuerdo alcanzado en marzo entre Hizbulá e Irán, aliados de Damasco, y la facción siria Ejército de la Conquista, y que fue auspiciado por Catar.

En el pacto se incluye la evacuación de combatientes rebeldes y sus familias de las localidades de Madaya y Al Zabadani, a las afueras de la capital siria.

Este viernes salieron más de 2.000 personas de Madaya, pero aún no se ha producido la evacuación de los residentes de Al Zabadani, que se podría ver afectada por los últimos acontecimientos.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión