Internacional

El fiscal general de Estados Unidos se compromete a ser un contrapeso a Trump

Jeff Sessions, nominado para ser su fiscal general, se comprometió a no investigar a Hillary Clinton.

El fiscal general de Trump se compromete a ser un contrapeso a Trump
El fiscal general de Trump se compromete a ser un contrapeso a Trump
Agencias

El senador Jeff Sessions, nominado por Donald Trump para ser su fiscal general, se comprometió a no investigar personalmente a la excandidata presidencial demócrata, Hillary Clinton, por el caso de sus correos electrónicos o por las polémicas donaciones a la Fundación Clinton.

"Este país no castiga a sus enemigos políticos, este país se asegura de que nadie está por encima de la ley", dijo  Sessions ante el comité judicial del Senado, donde los legisladores evalúan su candidatura para convertirse en el titular de Justicia de Estados Unidos en el nuevo Gobierno de Trump.

Sessions aseguró que se recusaría de cualquier investigación que implicara las polémicas donaciones a la Fundación Clinton o los correos de la exsecretaria de Estado, a quien Trump prometió que perseguiría judicialmente y metería en la cárcel una vez que fuese elegido presidente de EE.UU.

Aseguró que desempeñará un papel de contrapeso en ese futuro Gobierno y a decir "no" al millonario neoyorquino "si se excede" en su poder.

Sessions hizo estas declaraciones en la primera de sus audiencias en el comité judicial del Senado, destinada a evaluar su designación como fiscal general del futuro Gobierno de Trump y que fue interrumpida en varias ocasiones por manifestantes que gritaron "¡no a Trump, no a un EEUU fascista, no al Ku Klux Klan (KKK)".

Senador por el estado de Alabama durante 20 años y conocido por sus duras posturas en inmigración, Sessions defendió la independencia de la Fiscalía general de EEUU y consideró que cualquiera que desempeñe ese cargo debe estar "comprometido a seguir la ley" y ser fiel a la Constitución del país.

"(Esa persona) debe estar comprometida a seguir la ley. Él o ella deben estar dispuestos a decir 'no' al presidente si se excede. No debe ser una persona que autoriza sin cuestionar", afirmó Sessions.

En su declaración, Sessions calificó de "falsas" algunas de las acusaciones que se han lanzado contra él, como que persiguió a los defensores de los derechos civiles de los afroamericanos y apoyó al grupo racista Ku Klux Klan durante su etapa como fiscal para el distrito sur de Alabama (1981-1993).

"Aborrezco al Ku Klux Klan, lo que representa y su odiosa ideología", aseguró Sessions, quien no se refirió en su declaración a las constantes interrupciones de los manifestantes.

El senador centró su discurso en la "peligrosa tendencia" de aumento del crimen que ha vivido Estados Unidos en los últimos años.

Para mostrar el repunte de la criminalidad en EEUU, Sessions citó las últimas estadísticas del Buró Federal de Investigaciones (FBI) que muestran un incremento de todo tipo de crímenes del 4 % entre 2014 y 2015, periodo en el que los asesinatos subieron un 11 %, el mayor aumento desde 1971.

Si es confirmado como fiscal general del país, Sessions se comprometió a procesar a los que "violan repetidamente" las fronteras de Estados Unidos, perseguir los crímenes de armas de fuego y crear alianzas con los departamentos de policía locales para acabar con las pandillas y los carteles de narcotráfico.

Está previsto que hoy testifiquen contra Sessions dos legisladores demócratas, el senador Cory Booker y el congresista John Lewis, un histórico activista del movimiento por los derechos civiles de los afroamericanos.

Etiquetas
Comentarios