Despliega el menú
Internacional

Octavo día de la ola de violencia entre israelíes y palestinos

Un palestino ha muerto a manos de fuerzas israelíes y cuatro israelíes han sido apuñalados.

Detectores de metales en los accesos a la Ciudad Vieja de Jerusalén.
ISRAEL CONFLICTO
JIM HOLLANDER

Un joven palestino murió este jueves por fuego israelí en un enfrentamiento con fuerzas de seguridad israelíes en el campo de refugiados de Shuafat, en el territorio palestino ocupado de Jerusalén Este, en el que nueve agentes y otros tantos palestinos fueron heridos.

Según dijeron varios testigos, el fallecido se llamaba Wisam Faraj, de unos 20 años, y residente en el campo de Shuafat.

El incidente tuvo lugar mientras se desarrollaban enfrentamientos entre jóvenes del campo y fuerzas de seguridad israelíes, a las que lanzaron piedras y cócteles molotov para evitar que se acercaran a la casa del autor del apuñalamiento ede un estudiante de un seminario rabínico en Jerusalén Este.

Según indicó la portavoz policial israelí Luba Samri, agentes de la policía y de la Guardia de Fronteras entraron en el campo de refugiados, cuando "miles de jóvenes se juntaron cerca de la vivienda del terrorista y en los tejados. Tiraron piedras y bombas incendiarias a las tropas desde las azoteas, balcones y calles y se enfrentaron con los agentes".

"También se registraron disparos contra los soldados y el lanzamiento de artefactos explosivos", añade en un comunicado, en el que se indica que nueve agente resultaron heridos o contusionados.

Nueve palestinos, heridos durante un enfrentamiento

Además, al menos nueve palestinos resultaron heridos durante el enfrentamiento, según relataron testigos en el lugar.

La región vive una ola de violencia por octavo día consecutivo, tras el aumento de la tensión hace tres semanas en torno a la Explanada de las Mezquitas, en Jerusalén Este y considerada sagrada por musulmanes y judíos.

Este jueves se han producido cuatro apuñalamientos en Jerusalén Este y en el asentamiento de Kiriat Arbá, en Cisjordania, y en las localidades israelíes de Afula y Tel Aviv, que se suman a otros tres de ayer y a disturbios en distintos puntos de Cisjordania.

En los últimos ocho días, han muerto cuatro israelíes asesinados por palestinos y seis palestinos, tres de ellos autores de ataques y uno sospechoso de un apuñalamiento, más otros dos en enfrentamientos con soldados.

Etiquetas
Comentarios