Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

Erika, debilitada a su paso por Cuba

Desde la madrugada Erika ha comenzado a dejar lluvias sobre las provincias de Santiago de Cuba y Guantánamo.

La tormenta Erika se debilitó hoy a su paso por el noreste de Cuba para convertirse en una "onda tropical" que está dejando lluvias en las provincias orientales de la isla, según el último parte del Instituto de Meteorología (Insmet) del país caribeño.

"La tormenta tropical Erika continuó debilitándose y perdiendo en estructura. Un avión de reconocimiento no ha encontrado circulación ciclónica en la superficie durante la pasada hora. Esto es un elemento definitorio para considerar un ciclón tropical. Por ello, Erika ha sido degradada a una Onda Tropical", indica el Insmet.

No obstante desde la madrugada Erika ha comenzado a dejar lluvias sobre las provincias de Santiago de Cuba y Guantánamo que se propagan a las de Granma y Holguín, con la previsión de que durante esta jornada se extiendan también hacia Villa Clara y Cienfuegos, en el centro de la isla.

Las lluvias podrían ser beneficiosas para paliar la grave sequía que sufre Cuba, donde los 242 embalses de la isla se encuentran al 35,4 % de su capacidad total.

Se espera que las precipitaciones provocadas por Erika sean fuertes y localmente intensas, sobre todo en algunas localidades montañosas, mientras que en áreas de tormentas eléctricas puede haber vientos algo fuertes, sobre todo en rachas, indica el Instituto cubano de Meteorología.

Cuba declaró ayer la fase de "alerta ciclónica" para las provincias de Guantánamo, Santiago de Cuba, Granma y Holguín, y además estableció la fase "informativa" para otras zonas, como Las Tunas, Camagüey y Ciego de Ávila.

En cada una de las provincias se mantienen activados los consejos de la Defensa Civil, que han dispuesto medidas para la protección de vidas humanas, la distribución de alimentos y la preparación de centros para posibles evacuaciones, informó hoy el diario estatal "Granma".

Además, se ha previsto el envío de brigadas médicas a zonas montañosas ante una posible incomunicación por crecida de ríos o deslizamiento de tierra.

Como medida de precaución, los turistas que permanecían en las zonas de costa ya han sido trasladados a hoteles de ciudad, señala la nota de "Granma", que destaca también la activación de brigadas de rescate y salvamento que podrían "actuar en las situaciones más difíciles".

El último huracán importante cuyo impacto sufrió Cuba fue Sandy, que en octubre de 2012 azotó varias provincias orientales y causó once muertos y cuantiosos daños en viviendas, cultivos, en las redes eléctricas y de comunicaciones

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión