Internacional

Protección de menores

Holanda estudia retirar el pasaporte a los pederastas

La observadora nacional de la violencia sexual contra los menores asegura que al menos 34 holandeses condenados por pederastia se encuentran en el extranjero.

El Gobierno holandés estudiará retirar el pasaporte a los pederastas a propuesta de la observadora nacional de la violencia sexual contra los menores, Corinne Dettmeijer-Vermeulen, que aconseja al Ejecutivo sobre protección de la infancia.

"El Gobierno debe ser más activo en la protección de los niños frente al turismo sexual", señala Dettmeijer-Vermeulen en su página web, en la que asegura que al menos hay 34 holandeses en el extranjero sobre los que pesan condenas por abuso sexual, que cumplen prisión o están libres bajo fianza.

Dettmeijer-Vermeulen reconoce que la cifra real seguramente supera las cantidades oficiales, ya que el Ministerio de Exteriores suele ser bastante opaco sobre este tipo de datos.

La observadora basa su recomendación en el último informe sobre abuso de menores que ha elaborado el organismo al que representa, el cual sostiene que las autoridades holandesas tienen margen para aprovechar mejor las herramientas a su disposición para proteger a la infancia.

Recomienda en concreto que el Gobierno explore medidas nuevas como la retirada del pasaporte a los pederastas reconocidos, una precaución que ya se toma con otros delincuentes.

Alerta de que las prácticas de turismo sexual suelen producirse con relativa facilidad en países en desarrollo y pueden comprender abusos, prostitución y con frecuencia pornografía infantil.

"Un pederasta que escape a la vigilancia a la que esté sometido en Holanda puede acabar trabajando en Camboya con niños, algo que ocurre en la actualidad", afirma.

Por este motivo, la observadora insiste en la prohibición de viajar para pederastas confirmados y con riesgo de reincidencia, ya que las posibilidades del Gobierno holandés de actuar cuando ya se encuentran en el extranjero son muy limitadas.

Etiquetas