Despliega el menú
Internacional
Suscríbete

Elecciones en Estados Unidos

Los líderes republicanos buscan cerrar filas en torno a Romney

El presidente de la Cámara de Representantes, John Boehner, aseguró que "está claro que Mitt Romney será nuestro candidato".

Mitt Romney
Mitt Romney afianza su posición
AFP PHOTO

Los principales líderes republicanos del Congreso han respaldado hoy al precandidato presidencial republicano Mitt Romney, como parte de un esfuerzo para ayudarle a vencer al presidente Barack Obama en los comicios de noviembre próximo.

Durante su acostumbrada rueda de prensa semanal, el presidente de la Cámara de Representantes, John Boehner, ha dicho sentirse "orgulloso" de respaldar la candidatura de Romney, pese al escepticismo que persiste entre algunos líderes conservadores.

Boehner ha explicado que hasta la fecha había resistido las presiones por apoyar a un candidato republicano para garantizar un "proceso justo" para todos pero, en el encuentro con los periodistas, ha asegurado que "está claro ahora que Mitt Romney será nuestro candidato".

Boehner ha prometido hacer "todo lo posible" para ayudar a Romney a desbancar a Obama en los comicios del próximo 6 de noviembre, después de considerar que el exgobernador de Massachusetts "tiene un conjunto de políticas económicas que pueden devolver los empleos a los estadounidenses y contrastan nítidamente con las fallidas políticas económicas" del mandatario estadounidense.

Por separado, el líder de la minoría republicana en el Senado, Mitch McConnell, también ha dado su respaldo oficial a Romney, sumándose a la creciente lista de legisladores republicanos que lo han hecho en los últimos días.

El legislador republicano por Texas, Pete Sessiones, ha dicho al diario 'The Hill' que varios líderes republicanos del Congreso han empezado a coordinar sus estrategias políticas con el equipo de Romney.

Aunque persiste el escepticismo entre algunos líderes del ala más conservadora del Partido Republicano, lo que sí han dejado claro en las últimas semanas es que su meta principal es vencer a Obama en noviembre.

Pero ha sido la venia de Boehner, según observadores, la que prácticamente da por terminado el proceso de primarias para seleccionar al candidato presidencial del Partido Republicano en su convención nacional en Tampa (Florida) en agosto próximo.

El exsenador de Pensilvania, Rick Santorum, abandonó la contienda pero el ex presidente de la Cámara Baja, Newt Gingrich, ha prometido continuar su batalla hasta el final, pese a que no tiene posibilidades aritméticas de vencer a Romney.

Se requieren 1144 delegados para alzarse con la candidatura presidencial republicana y Romney sigue aventajando a Gingrich y al legislador tejano Ron Paul en delegados, dinero y organización.

Etiquetas