Despliega el menú
Aragón

Hoteles y casas rurales cierran el puente festivo con un 80% de ocupación media

Las oficinas de turismo de la capital aragonesa registraron un 14% más de consultas que en 2013.

Una casa rural rodeada de fincas, en Teruel
Propiedades singulares que buscan dueño_3
HERALDO.ES

Los alojamientos aragoneses cerraron ayer la Semana Santa, una de las épocas más importantes del año para ellos, con una media sonrisa. El buen tiempo, la tendencia positiva que atraviesa el sector y los atractivos naturales y culturales de Aragón se aliaron para completar un puente festivo que casi todos calificaron como «positivo» y que, por de pronto, mejora los datos del año pasado y confirman una tendencia ligeramente al alza en los últimos meses. Como media, la ocupación fue del 80% en hoteles y casas rurales, según las distintas fuentes consultadas.

Dentro de la satisfacción general, los matices llegaron cuando se analizaron los resultados de cada zona. Por ejemplo, los empresarios del sector turístico de la provincia de Teruel estimaron en torno a un 100% la ocupación de los hoteles del Bajo Aragón, Matarraña y Bajo Martín, y en más de un 90% en la capital y en las comarcas con tradición turística.

El presidente de los hosteleros de la provincia, Juan Ciércoles, señaló que en los pueblos de la Ruta del Tambor y del Bombo «hacía años que no se veía tanta gente en las procesiones», y consideró que la buena climatología ha sido un factor determinante. En otras zonas, como en Albarracín, este fin de semana fue el más multitudinario de los últimos años, con los aparcamientos saturados hasta el extremo de verse obligados muchos conductores a estacionar sus vehículos a dos kilómetros del núcleo urbano.

En Huesca, los índices de ocupación hotelera superaron una media del 70% gracias a que el buen tiempo aumentó las reservas de última hora, según las estimaciones de la Asociación Provincial de Hostelería y Turismo. Pese a la mejoría, Roberto Pac, presidente de la Asociación Provincial de Hostelería y Turismo, resaltó que el consumo sigue estando por debajo del que había hace unos años. «Los empresarios nos hemos adaptado lanzando ofertas promocionales», señaló.

En la Jacetania, el presidente de la Asociación de Empresarios, Pedro Marco, contó que el puente «ha estado muy animado, aunque con más ocupación en Jaca que a pie de pistas». En el valle de Tena, Lorena Sánchez, gerente de la asociación turística, aseguró que los hoteles han estado «a medio gas» y recordó que cuando la Semana Santa es tan «tardana» influye muchísimo en las cifras de ocupación «porque para los destinos de nieve, lo ideal es que caigan a finales de marzo».

En Benasque, Jorge Llanas, presidente de la Asociación Turística, aseguró que la ocupación ha oscilado entre el 65% y el 70% y, además, destacó que los restaurantes y comercios siguen notando una caída del gasto de los clientes. «Ni la nieve ni las actividades en la naturaleza han sido suficiente tirón», lamentó. Los espacios naturales que ‘vende’ el Sobrarbe se han beneficiado del buen tiempo con un 90% de ocupación, mientras que en la Sierra de Guara se quedaron en el 80%.

Las casas rurales, al 80-82%

El turismo rural también hizo una media del «80-82%» en toda la Comunidad. El llenazo del Bajo Aragón, apuntó el presidente de Faratur, Jesús Marco, provocó un «efecto mancha de aceite», facilitando reservas en zonas como Teruel capital o Belchite. Marco cifró el incremento con respecto al año pasado en torno a un 6%, pese a que el sábado «hubo cancelaciones para la última noche por la previsión de lluvia».

En la capital aragonesa, y a falta de un balance definitivo, la Asociación de Hoteles de Zaragoza cifró «en un 75%» el nivel de ocupación. Según Jesús Boillos, su vicepresidente, es un dato «positivo», ya que supone una mejora de en torno al 10% con respecto al año pasado.

En las oficinas de turismo del Ayuntamiento también han notado un repunte importante, concretamente del 14%, en las consultas recibidas en comparación con las de 2013. De las 34.810 preguntas realizadas, un 88% llegaron de turistas nacionales (catalanes, madrileños, valencianos y vascos, principalmente) y un 12% de extranjeros (encabezados por los llegados de Sudamérica, Francia, Italia y Gran Bretaña).

Etiquetas