Gastronomía
Suscríbete por 1€

Gastronomía

gastronomía

Xavi Aguado: "Lo de comer solo, como que no lo llevo bien"

El gran capitán del Real Zaragoza, Xavi Aguado, disfruta de la gastronomía, aunque no es muy 'cocinillas'.

Xavi Aguado, en La Nueva Karambola de Zaragoza.
Xavi Aguado, en La Nueva Karambola de Zaragoza.
Guillermo Mestre

A Xavi Aguado, el gran capitán del Real Zaragoza, le encanta la gastronomía. Le gusta disfrutar a la mesa de un buen restaurante o alrededor de una barra llena de tapas. Eso sí, siempre en compañía. "Lo de comer solo, como que no lo llevo bien", comenta. Uno de sus recuerdos culinarios más presentes –las barbacoas en Tiana (Barcelona)– tiene mucho que ver con ese detalle de la comida como acto social.

Xavi rememora con añoranza esa estampa familiar que ahora repite muy de vez en cuando. "Mis hijos se fueron jóvenes de casa por trabajo y estudios, pero en cuanto nos juntamos siempre organizamos una buena comida".

Su condición de disfrutón a la mesa no se traduce del todo en los fogones. Llegó al Real Zaragoza con 22 años y aprendió a elaborar lo básico: pasta, arroces, verdura con patatas y carne y pescado a la plancha. "Lo importante, al final, es que esta alimentación es la que debe tener un deportista de élite –asegura–, así que no tuve problemas para organizarme".

El ex jugador del Real Zaragoza nos cita en el restaurante Nueva Karambola, donde su amigo, chef y propietario, Javier Milán, prepara algunos de sus platos preferidos.

En su época de futbolista profesional recibió las pautas de un dietista del equipo para llevar una alimentación equilibrada, pero Xavi Aguado explica que ahora "se insiste mucho más en este aspecto". "Lo vimos el año pasado con el caso de Dembélé, que tuvo muchas lesiones por una mala alimentación, y a Messi le pasó algo parecido en sus inicios".

A su juicio, comer y descansar bien es la fórmula perfecta. "Las lesiones musculares muchas veces son las más sencillas de evitar; con una dieta correcta el músculo está nutrido y es más difícil que se produzcan roturas fibrilares".

En el caso de los futbolistas, esta importancia la vincula al día anterior al partido y a los posteriores "porque si no recuperas rápido con buenos alimentos el glucógeno, no te da tiempo a competir al 100% en tres días".

Aunque esa etapa la superó hace años, en su día a día procurar llevar una dieta sana y equilibrada. Eso sí, de vez en cuando le gusta darse caprichos y sacar a pasear a la mesa el disfrutón que lleva dentro. En el restaurante La Nueva Karambola (c/ Baltasar Gracián, 3) es donde más lo hace de la mano del cocinero y propietario Javier Milán.

"Nos conocimos a través de un amigo común –relata el futbolista– y cogimos la costumbre de venir al local algunos domingos, que es el día de cierre, a celebrar las 'karamboladas'". Esta cita se sigue repitiendo de vez en cuando. "Nos juntamos las tres familias y entramos a mediodía en la cocina a preparar algún plato y hacer prácticas; hay veces que nos dan las doce de la noche".

El vino le gusta, "siempre con moderación", y tiene varias anécdotas de su época profesional donde aparece. "En las comidas nos dejaban beber una copa de vino –comenta–, pero ya de veterano, como se quedaba un poco corta, me ponía al lado de algún compañero que no le gustaba y hacíamos intercambio".

Durante la etapa de Chechu Rojo como entrenador, Xavi rememora el buen gusto que tenía para el vino. "En la pretemporada en Benasque, en la mesa de entrenadores ponían Viña Tondonia y a los jugadores nos daban un cosechero. Como la cena era a las nueve, yo bajaba quince minutos antes y me servía del bueno y volvía a dejar la botella en su sitio". "A algún compañero le extrañaba ver mi copa llena, pero a nadie le debió importar mucho porqué pasaba eso", asegura sonriente. Esta anécdota la aprovecha para mandarle a Chechu Rojo "mucha fuerza en estos momentos tan delicados de salud que está pasando".

Tras su retirada, Xavi Aguado se animó a montar un negocio hostelero. Fútbol Story se llamaba. Ofrecía muchos platos con nombres de jugadores del Real Zaragoza. "Lo disfruté con varios socios dos o tres años, pero me di cuenta de lo difícil que es gestionar un proyecto de estas características si no estás todo el día encima de él". Así que lo traspasó y no ha vuelto a querer saber nada. Lo dicho, a los restaurantes solo va a disfrutar.

El plato elegido por Xavi Aguado en La Nueva Karambola.
El plato elegido por Xavi Aguado en La Nueva Karambola.
Guillermo Mestre

Los imprescindibles de Aguado a la mesa

Aunque Xavi Aguado se considera muy aragonés, las raíces catalanas le tiran bastante, también en lo culinario. Del recetario familiar recuerda, sobre todo, la zarzuela de pescado y marisco de su madre y la sopa de galets.

En Zaragoza le cuesta encontrar la butifarra especiada que tanto le gusta y su elaboración más clásica con mongetes. "Con un poco de alioli es una receta magnífica", asegura. A los calçots les tiene mucho aprecio “por lo divertido que es ponerte babero y guantes y compartirlos con amigos”.

En La Nueva Karambola, el listado de sus recetas favoritas es amplio. "Casi lo resumiría en la gran calidad de sus materias primas, sobre todo los pescados que preparan a la brasa, pero el pulpo está buenísimo, las setas las trabajan muy bien y un plato que me encanta es la fritada de pimientos con gambas de cristal y huevos fritos".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión