Despliega el menú
Gastronomía

Gastronomía

recetas navideñas

Cocinar en familia: tres platos para convertir a los niños en auténticos chefs

Involucrar a los niños en la cocina fomenta su autonomía, desarrolla la comunicación en familia y favorece que prueben nuevos alimentos.

Mesa de Navidad.
Mesa de Navidad.
Pixabay

Una de las actividades que se puede hacer durante las vacaciones navideñas para pasar el tiempo en casa es adentrarse en la cocina y probar nuevos platos que añadir al recetario familiar. Además, en estas fechas siempre se preparan platos más especiales y menús diferentes, por lo que hay un sinfín de recetas con las que implicar en la cocina a grandes y pequeños.

Tabla de aperitivos, quesos y embutido
1

Tabla de aperitivos, quesos y embutido

Este plato es perfecto para que los niños se conviertan en auténticos chefs y sorprendan a toda la familia con su propia elaboración. Embutido, patés, varios tipos de quesos, aceitunas, salmón ahumado, hummus, verduras frescas, frutos secos…el listado de alimentos que se pueden servir es muy amplio, solo hay que dejar todos los ingredientes preparados a los niños (para evitar accidentes con cuchillos) y que ellos los coloquen en la tabla.

Rollo de pavo relleno
2

Rollo de pavo relleno

Aunque se trata de una receta muy elaborada, este plato es perfecto para las fechas navideñas y para cocinar en familia, pues requiere de elaboraciones en las que pueden contribuir los niños. Se necesita una pechuga de pavo de medio kilo, 200 gramos de carne picada de pavo, 50 gramos de avellanas tostadas, dos huevos, un ajo, hierbas aromáticas al gusto, 250 ml. de coñac, aceite, sal y pimienta. En una sartén se dora un ajo y se añade la carne picada. Una vez dorada, se añade sal, hiervas y las avellanas picadas y se termina de cocinar. A esta mezcla hay que añadirle los dos huevos troceados (previamente cocidos), tarea que pueden realizar los niños. Después, se abre la pechuga abierta por la mitad, se unta de aceite y se coloca el relleno, paso que también pueden hacer los niños. Una vez relleno, se ata con una red o hilo y se dora en la sartén, para después colocarlo en el horno a 170 grado durante 40 minutos, para que se cocine en su propio jugo. Hay que añadir también el vaso de coñac. Una vez cocinado, se deja reposar 15 minutos antes de desatarlo.

Galletas de jengibre
3

Galletas de jengibre

Esta receta para pringarse las manos es perfecta para pasar un rato en familia en la cocina. Además, hay que dejar unas cuantas debajo del árbol para que Papa Noel y los Reyes Magos repongan energía entre casa y casa. Para hacer las galletas se necesitan 260 gramos de harina. 150 gr de mantequilla, 100 gramos de azúcar moreno, 5 gramos de bicarbonato, un huevo, una cucharadita de canela y otra de jengibre en polvo y una pizca de sal. En un bol se mezclan todos los ingredientes secos, y después se incorpora el huevo batido y la mantequilla pomada para crear una bola de masa, que hay que cubrir y dejar reposar durante una hora en el frigorífico. Después, se estira la masa sobre un poco de harina y se da forma a las galletas de manera manual o con moldes de motivos navideños y se hornea a 180 grados durante 20 minutos. Para preparar la glasa con la que decorar las galletas, se necesitan dos claras de huevo, 400 gramos de azúcar glas, colorante alimenticio y agua. Hay que batir las claras sin que lleguen a montar y añadir después el azúcar glas y batir de nuevo hasta conseguir una consistencia similar a la pasta de dientes. Después, se añade el colorante y un poco de agua para conseguir la consistencia deseada. También se puede emplear chocolate de cobertura.

Apúntate a la newsletter de planes con niños y recibe en tu correo todo tipo de ideas para entretener a los más pequeños de la casa. Consejos, manualidades, juegos, experimentos...

Etiquetas
Comentarios