Gastronomía

Gastronomía

Puerto Rico, un escaparate de lujo para los vinos españoles

Este país es uno de los principales importadores per cápita de vinos de España en todo el mundo.

Puerto Rico, un escaparate de lujo para los vinos españoles

Los vinos españoles tienen mucho que agradecer a Puerto Rico, una isla donde son enormemente apreciados y consumidos pero que también se ha convertido en "un escaparate de lujo" para entrar en otros mercados del resto del continente, según una experta bodeguera.

"No existe una verdadera conciencia de lo que Puerto Rico supone para la exportación de vinos españoles. Cuando uno se da cuenta se queda realmente impresionado", dijo hoy a Efe Carolina García, consejera delegada y propietaria de Bodegas Valduero.

Las suyas son una de las más de quinientas bodegas de España cuyos vinos se pueden encontrar en esta ex colonia española donde los caldos de esa tierra son muy apreciados.

De hecho, Puerto Rico es una de las principales importadoras per cápita de vinos de España en todo el mundo, que acaparan una cuota de mercado cercana al 33 % del volumen de importaciones (40% en facturación), según datos del Observatorio Español del Mercado del Vino (OEMV).

Así, España es el primer suministrador de vino en la isla, con unas importaciones cercanas a los 11 millones de dólares (8,5 millones de euros), muy por delante incluso de EE.UU., con cerca de 8 millones de dólares (6,2 millones de euros), según datos del Instituto de Comercio Exterior de España (ICEX).

Entre 1999 y 2009 las importaciones de vino español aumentaron un 40,93%, algo que, según Carolina García, se debe en gran parte a que el puertorriqueño "es un mercado muy maduro", que conoce bien el vino y "valora la buena producción".

Su bodega, como muchas otras españolas, está haciendo cada vez más esfuerzos por exportar y ya logra vender fuera de España en torno al 75 o el 80% de sus vinos. Para ello mira cada vez más hacia el continente americano, donde vende entre el 30 y el 35% de su producción.

"Sin duda, el puertorriqueño es el mercado más maduro de la región", afirma García, que reconoce que "es algo que llama mucho la atención, especialmente porque aquí hay fácil acceso a los vinos latinoamericanos, "y ni qué decir de los estadounidenses".

Durante una entrevista con Efe en San Juan, a donde ha viajado para participar en los festejos de los cien años de Hermanos Ballester -una de las principales compañías distribuidora de Puerto Rico y con la que Valduero lleva décadas trabajando en exclusiva-, explicó que lo que mejor se vende aquí son "los vinos de alta gama".

"En la región, este es el país más conocedor de este tipo de vinos, el que más los aprecia", afirma García, que descarta que esa preferencia española se deba únicamente a la herencia española de Puerto Rico.

En ese sentido, recuerda que otros países de la región también tienen lazos históricos y culturales con España y no muestran esta predilección por sus caldos.

"Creo que es más bien una cuestión relacionada con la inquietud del consumidor, que suele ser un buen bebedor de vino y le gusta probar", afirma.

"Cuanto más sabe uno sobre algo, más quiere conocer y más motivos encuentra para seguir aprendiendo. Eso es lo que da la impresión que ocurre aquí", añade la empresaria, convencida de que "el mercado puertorriqueño es enormemente cosmopolita".

Con ello quiere decir que aquí se encuentran vinos de todas partes y, aun así, se consume más vino español que en cualquier estado de EE.UU. por ejemplo.

Además, muchos estadounidenses que vienen a Puerto Rico por negocios o vacaciones, conocen aquí los vinos españoles y luego los buscan en EE.UU., donde también se encuentran en muchas tiendas y restaurantes, aunque con mucho menos protagonismo y a unos precios que "no son excesivamente caros" si se compara con los que se venden en otros países como Brasil o Perú.

A su juicio, "el hecho de que el vino español esté tan sólidamente implantado aquí es fantástico" porque "Puerto Rico es un escaparate de lujo" tanto de cara a consumidores de EE.UU. como en forma de escalón para entrar en el Caribe y en América Latina.

"Las bodegas españolas debemos estar muy agradecidas al mercado puertorriqueño porque es muy afectuoso y receptivo a nuestros vinos", asegura en relación a las exportaciones españolas, que, según datos del OEMV difundidos esta semana, registraron el mejor mes de su historia, con cerca 237 millones de litros vendidos en el exterior.

Volver al suplemento de gastronomía.

Etiquetas