Economía
Suscríbete por 1€

EL PRÓXIMO 12 DE DICIEMBRE

Unos 5.000 trabajadores de Aragón irán a la marcha por el empleo en Madrid

Unos 5.000 trabajadores participarán en la manifestación convocada por UGT y CC.OO. en Madrid el próximo 12 de diciembre para exigir a la patronal el desbloqueo de la negociación colectiva y al Gobierno políticas públicas más ambiciosas para salir de la crisis económica.

Los secretarios de UGT y CC.OO. en Aragón, Julián Lóriz y Julián Buey, respectivamente, han informado en una rueda de prensa de los objetivos de la movilización, un paso más, han dicho, en la ofensiva del movimiento sindical del último año para exigir una salida justa a la crisis para los trabajadores.

Convocada con el lema 'El trabajo lo primero. Por el diálogo social, que no se aprovechen de la crisis', la marcha persigue denunciar "contundentemente" la situación económica y el deterioro del empleo actual y reforzar las alternativas de los sindicatos, llamando al diálogo social, frente a las posiciones "ventajistas" ante la crisis de las patronales y algunos sectores financieros.

Así lo ha asegurado Lóriz, quien ha afirmado que quienes han sido los "más perspicaces defensores del liberalismo a ultranza son los que ahora preconizan más de lo mismo" y pretenden salir de la crisis abaratando el despido y haciendo aún más precarias las condiciones de trabajo.

Con esta movilización, ha agregado, se pretende desbloquear el diálogo social, bloqueado desde el mes de julio, al igual que la negociación colectiva.

Buey ha criticado que la crisis intente "bascularse sobre las espaldas de los trabajadores" con el argumento "artificial" de que la rigidez del mercado laboral impide la creación de empleo cuando realmente es "muy frágil", porque la mayoría de las indemnizaciones suponen 20 días por año trabajado, los "famosos 45 días" sólo se pagan por despido improcedente y si así lo determina un juez y la mayoría de los contratos temporales son únicamente de ocho días.

También ha reprobado la actitud de la patronal, "que no ha pretendido sino sacar tajada", al plantear la congelación salarial e incluso reducciones, la disminución, de hasta cinco puntos, de las cotizaciones a la Seguridad Social, poniendo en "grave riesgo" el sistema de pensiones, y la liberalización aún más el mercado laboral, con una indemnización de 20 días sin causa para el despido, lo que supone "cargarse la estabilidad en el empleo".

En cuanto al Gobierno, ha considerado que ha actuado con "cierta desorientación e improvisación", primero al negar la crisis y después su magnitud y luego con medidas que, aunque positivas para aumentar la protección social o con inversiones para reflotar el sistema bancario y reanimar la economía, son de "dudosa efectividad".

"Nos estamos jugando cómo se reparten los costes de la crisis" porque en el último año, han dicho Buey y Lóriz, la mayor "factura" se la llevan los trabajadores con el desempleo, que ha aumentado en más de un millón de personas en España y en más de 45.000 en Aragón.

Ambos sindicatos, que han puesto en marcha una campaña informativa sobre los objetivos de la manifestación en las empresas de la Comunidad, prevén movilizar entre 4.000 y 5.000 trabajadores de Aragón, que desplazarán a Madrid en autobuses.

Etiquetas