Despliega el menú
Economía

TRABAJO

UGT critica que se haga negocio con los parados

El monopolio gratuito de los Servicios Públicos de Empleo (SPE) (antiguas oficinas del INEM) para unir ofertas y demandas se ha roto con la reforma laboral. Este paso "disparatado", según UGT, "propiciará que se haga negocio con las personas desempleadas".

La vía para la liberalización, según UGT, ha sido "eliminar todas las limitaciones o prohibiciones en la actuación de las empresas de trabajo temporal (ETT) con lo que merma el papel de los SPE a favor de la gestión privada con ánimo de lucro". Las empresas de trabajo temporal 'alquilan' empleados a otras.

Su regulación data de 1994. Desde entonces su actuación ha estado sujeta a continuos cambios. El INEM se creó en 1978 para gestionar la política de empleo, facilitar servicios gratuitos a los parados y formar a los desocupados. En 1995, el Gobierno de entonces, también socialista, dio su visto bueno a las agencias privadas de colocación, que quedaron reguladas como entes que no podían obtener beneficios.

Intermediación

UGT considera que ahora el Gobierno ha optado por el camino fácil de "ceder a esa gestión privada la intermediación laboral, en lugar de apostar por reforzar y modernizar los SPE. "Este es el resultado -expone la dirección de la central socialista en un comunicado- de algo que venía denunciando el sindicato desde hace tiempo, consistente en la necesidad de más atención e inversión para los SPE". UGT advierte de que mientras en Europa hay un empleado de los Servicios Públicos por cada 50 parados, "en España se dispone solo de uno por cada 200 personas".

El Gobierno en lugar de acometer la inversión necesaria para modernizar y reformar el antiguo INEM y reorientar las políticas activas, ha optado por "una actitud de resignación" de "cesión a la iniciativa privada".

Etiquetas