Despliega el menú
Economía

LA PAREJA ESTÁ ROTA

¿Qué ha sido de Wolfowitz y su novia un año después del escándalo?

El romance del entonces presidente del Banco Mundial con una empleada removió los cimientos de la institución.

Hace ahora justo un año, la reunión de primavera del FMI y el Banco Mundial (BM) giraba en torno a un tema poco habitual: el romance del entonces presidente del BM, Paul Wolfowitz, con una empleada de la institución, Shaha Riza.

El trato de favor dispensado por Wolfowitz a Riza puso en pie de guerra a los empleados del organismo, desató un escándalo que dio la vuelta al mundo y provocó finalmente la dimisión del polémico presidente del Banco.

Doce meses después, las aguas han vuelto a su cauce: el Banco Mundial tiene un nuevo presidente que da poco que hablar, al menos de momento, y los asistentes a la reunión de primavera que se celebra este fin de semana en Washington están inmersos en serios debates sobre la salud de la economía mundial.

Riza y Wolfowitz, que según algunos medios estadounidenses como el diario 'New York Post' se separaron a raíz del escándalo, viven, mientras tanto, existencias anónimas, muy alejadas del protagonismo mediático de hace un año.

Riza ha vuelto al Banco Mundial

La silenciosa reincorporación de Riza a su trabajo en el Banco es una buena prueba de ese anonimato. La funcionaria del Banco Mundial, de origen árabe, fue transferida poco después de la llegada de Wolfowitz a mediados del 2005 a un puesto en el Departamento de Estado para evitar conflictos de interés, aunque a todos los efectos seguía siendo empleada del BM y disfrutaba de hecho de una abultada compensación.

Con la salida de Wolfowitz del BM se planteó su posible regreso, que se concretó finalmente en febrero de este año, aunque su reincorporación ha estado rodeada de tal reserva que muchos empleados no saben ni que está de vuelta. En realidad, resulta imposible notar su presencia, porque Riza trabaja para el Banco "a distancia", para ser más precisos, según una empleada próxima a ella, "desde casa".

Un portavoz del Banco ha confirmado que los rumores de las últimas semanas son ciertos: "Shaha Riza acabó su servicio externo en febrero y reanudó (ese mismo mes) su empleo regular con el Banco". La funcionaria trabaja como especialista en temas de género en el Departamento de Reducción de Pobreza y Gestión Económica (PREM).

El ex presidente trabaja como asesor

Wolfowitz vive también alejado de cámaras y taquígrafos. El ex número dos del Pentágono y uno de los principales arquitectos de la guerra de Iraq trabaja como experto en temas de defensa y política exterior en el American Enterprise Institute, un centro de estudios conservador con sede en Washington.

 

Según la página web del instituto, Wolfowitz fue uno de los ponentes en un acto organizado el jueves por el centro con el intrigante título de '¿Es el libre comercio bueno para su salud?'

A esa participación se suman otras en los últimos meses, incluido un acto sobre la cooperación en materia de seguridad entre EE.UU. y Japón y otro sobre la política agrícola estadounidense y el futuro del libre comercio.

A finales de enero, el Departamento de Estado anunció que Wolfowitz dirigiría un equipo de asesoramiento sobre control armamentístico y desarme. La decisión de la jefa de la diplomacia estadounidense Condoleezza Rice de incorporar a Wolfowitz al Departamento de Estado supuso su regreso al Gobierno.

El ex halcón del Pentágono recibió la tarea de presidir el Consejo Asesor sobre Seguridad Internacional, encargado de dar asesoramiento independiente sobre la no-proliferación y otros asuntos similares.

Etiquetas