Economía
Suscríbete

GM

Paro técnido de 5 días en Figueruelas para adaptarse a demanda y al nuevo Corsa

La planta de General Motors de Figueruelas ha iniciado un paro técnico después de las tres semanas de vacaciones de la plantilla, más de 7.000 empleados que las comenzaron el pasado 31 de julio.

La planta de General Motors (GM) España en Figueruelas ha iniciado un paro técnico de cinco días para ajustar la producción a la demanda y para adaptar las instalaciones a la nueva generación del Opel Corsa.

Este paro técnico, según han explicado fuentes de la empresa automovilística, se ha producido al término del periodo de tres semanas de vacaciones de la plantilla, más de 7.000 empleados que las comenzaron el pasado 31 de julio.

Las citadas fuentes han indicado que este paro se produce para realizar ajustes en la producción y que, al tiempo, estos días se "aprovecharán" para llevar a cabo diversas mejoras en la línea de producción preparatorias para la fabricación del nuevo Opel Corsa.

A este respecto, han indicado que el nuevo modelo incorporará avances de gran innovación técnica, que serán chequeados a través de un nuevo sistema al final de la línea de fabricación que permitirá controlar el 100 por ciento de la producción.

Las fuentes han añadido que este sistema de control comenzará a utilizarse con el modelo Opel Corsa que se fabrica en la actualidad, aunque el objetivo principal es la nueva generación, cuya fecha de inicio de producción está por determinar.

La plantilla de General Motors en Figueruelas volverá a incorporarse al trabajo en el turno de noche del próximo domingo, día 28 de agosto, una vez finalizado el paro técnico acordado.

La decisión de llevar a cabo unas jornadas de paro técnico se debe a la caída de las previsiones de producción para Figueruelas, establecidas ahora en 375.000 vehículos para 2011, frente a los 400.000 proyectados inicialmente.

Etiquetas