Economía
Suscríbete por 1€

Opel es de nuevo propiedad de General Motors tras el fin de la sociedad fiduciaria

El fabricante europeo de automóviles Opel vuelve a ser propiedad al cien por cien del grupo estadounidense General Motors (GM), tras la disolución de la sociedad fiduciaria que gestionaba la mayoría de su capital.

El Ministerio federal alemán de Economía anunció hoy la devolución a GM del 65 por ciento del capital de Opel que obraba en poder de la sociedad fiduciaria creada con fondos estatales.

Anteriormente, General Motors había devuelto al Estado alemán la totalidad de los créditos puente recibidos, por un máximo de 1.500 millones de euros (2.252 millones de dólares), para garantizar el funcionamiento de Opel mientras se decidía su futuro.

La sociedad fiduciaria fue creada por el Gobierno alemán para facilitar las gestiones de venta de Opel por parte de General Motors a otros inversores.

Sin embargo, General Motors decidió finalmente quedarse con Opel y suspender la operación para su venta al grupo austríaco canadiense Magna y el banco ruso Sberbank.

Etiquetas