Despliega el menú
Economía

Crisis económica

Obama pide a los líderes europeos contundencia contra la crisis de deuda

La Casa Blanca pide a Europa que actúe "con decisión y contundencia, especialmente con la llegada de nuevos Gobiernos a Italia, Grecia y España".

Obama y Barroso durante la reunión que mantuvieron este lunes
EE.UU. está dispuesto a hacer su parte para resolver la crisis de deuda
EFE

El presidente estadounidense, Barack Obama, afirmó este lunes al término de la cumbre entre su país y la Unión Europea que EEUU "está dispuesto a hacer su parte" para resolver la crisis de la deuda en Europa.

En declaraciones junto al presidente de la Comisión Europea, Jose Manuel Durao Barroso, y el presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, Obama insistió en que hacer frente a la crisis es "enormemente importante" para EEUU, pues si la economía europea se contrae "es más difícil crear puestos de trabajo" en EEUU.

Por su parte, Barroso expresó su "completa confianza" en que los líderes europeos harán lo posible por salir de la crisis, y afirmó que en ocasiones "las decisiones llevan tiempo, pero ahora nos encontramos en el buen camino".

Van Rompuy declaró que la Unión Europea y EEUU mantienen la relación económica y comercial "más fuerte del mundo" y por lo tanto es necesario que ambos "adoptemos acciones firmes para atajar preocupaciones de crecimiento a corto plazo, así como vulnerabilidades fiscales y financieras.

Los líderes abordaron, además de la crisis de la deuda en la Eurozona, asuntos como el programa nuclear de Irán, la guerra en Afganistán o los acontecimientos en Oriente Medio y el Magreb.

Según indicó Obama, las dos partes acordaron asegurarse de que "seguimos manteniendo la presión" sobre Irán de modo que ese país cumpla sus compromisos sobre su programa nuclear.

También examinaron cómo apoyar mejor los procesos de cambio en Oriente Medio, pues "estamos de acuerdo en que las aspiraciones de Libia, Túnez o Egipto no son sólo cuestiones políticas sino también económicas", declaró Obama.

Los dirigentes abordaron también la situación en Bielorrusia, donde reclamaron el retorno del Estado de derecho, y en Ucrania, donde indicaron que quieren ver cómo continúa el proceso de reformas.

Antes de las declaraciones, la Casa Blanca había indicado la importancia de que Europa "actúe con fuerza y determinación" contra la crisis en la Eurozona.

En su rueda de prensa diaria, el portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, añadió que "es muy importante que Europa se mueva ahora con decisión y contundencia, especialmente con la llegada de nuevos Gobiernos a Italia, Grecia y España".

Etiquetas