Economía
Suscríbete por 1€

EMPRESAS/ARAGÓN

Leciñena presenta un expediente de extinción para 60 trabajadores

La dirección y el comité han abierto el periodo de consultas de 15 días para negociar las condiciones de las salidas, justificadas por la caída del mercado.

Leciñena ha presentado un expediente para la supresión de 60 puestos de trabajo, de los cerca de 240 actuales, según confirmaron ayer varias fuentes consultadas por este periódico. La compañía de remolques y semirremolques, que hace unos meses rescindió sus contratos temporales para hacer frente a la caída de las ventas en el sector, ha terminado por recurrir a un Expediente de Regulación de Empleo (ERE), que figuraba entonces entre sus últimas alternativas. Durante los próximos 15 días se iniciará el periodo de consultas en el que la dirección y el comité de empresa negociarán las condiciones de las salidas, que se han incluido en una lista abierta, sin nombres y apellidos. Entre las opciones que podrían negociarse está la elaboración de un listado de voluntarios al que puedan inscribirse los trabajadores que quieran acogerse a la medida.

Las ventas de remolques y semirremolques cayeron en el mes de septiembre un 48%, un descenso que se ha hecho notar en todas las compañías del sector. En los nueve primeros meses del año, el descenso en las matriculaciones sumó un 25%.

La crisis financiera también ha tocado a este sector, en el que los clientes, que utilizan la financiación ajena para realizar sus compras, han comenzado a tener dificultades para obtenerla. A ellos se suman los que teniendo liquidez no se han querido arriesgar a comprar, ante las incertidumbres que presenta el mercado, según explicaron fuentes del sector.

La empresa familiar aragonesa tiene su factoría en el municipio zaragozano de Utebo, además de contar con servicios de asistencia para la reparación de sus vehículos en varias ciudades españolas. En los planes de la compañía, que no ha anunciado que se vayan a cambiar, se encuentra el traslado al polígono Centrovía de La Muela, donde adquirieron hace tres años 200.000 metros cuadrados de terreno. Allí está prevista la construcción de unas nuevas naves que duplicarán el tamaño de las actuales junto a la carretera de Logroño.

En el Metal

El expediente de Leciñena se suma a los que se han presentado tras la vuelta del verano en la comunidad. La no renovación de contratos temporales ha sido una de las primeras medidas que han tomado las empresas. A ello se ha añadido el expediente de suspensión de un año que aplica General Motors, que ha arrastrado a unos 2.500 trabajadores de medio centenar de industrias auxiliares, en su mayoría también de suspensión temporal.

La situación es similar en el resto de España. En este sentido, el presidente de la patronal CEOE, Gerardo Díaz Ferrán, pidió ayer en Madrid a las autoridades laborales que se encargan de dar luz verde a los expedientes de regulación, que se tramiten "dentro de la legislación vigente" y no se lleven las reglas "al máximo", o lo que es lo mismo, "que no se exija el pago de indemnizaciones cercanas a los 45 días por año porque eso hace imposible los ERE y al final las empresas terminan cerrando", según recogió la agencia Fax Press. Díaz Ferrán, quien afirmó que el ERE es el sistema "más saludable" para ajustar el empleo en empresas con problemas, dijo que llevar las reglas al máximo puede hacer que desaparezca la empresa y todos sus empleados.

Etiquetas