Despliega el menú
Economía

MACROECONOMÍA

Las inversiones extranjeras se duplicaron en 2007 hasta superar los 36.000 millones

Representa un 3% del total mundial, situándose en el octavo puesto del ranking internacional.

La inversión extranjera directa (IED) recibida por España se duplicó en 2007, hasta alcanzar los 36.384,6 millones de euros, lo que sitúa al país en el octavo puesto del ranking mundial, según el Informe Mundial de Inversiones 2008 de las Naciones Unidas. Esta es una cifra récord para España, cuyos flujos inversores recibidos representan un 3 por ciento del total mundial. Italia es la principal inversora, seguida por Estados Unidos, Reino Unido y Alemania, mientras que Latinoamérica tiene muy poco peso. Por otro lado, la inversión de España en el resto del mundo aumentó un 19,3 por ciento, hasta llegar a los 81.381 millones de euros, lo que sitúa al país en el quinto puesto mundial.

Este aumento del 98,5 por ciento en la IED recibida por España, hasta alcanzar los 36.384 millones de euros, le hace avanzar ocho puestos con respecto al anterior ejercicio, situándose octava por detrás de Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Canadá, Países Bajos, China y Hong Kong. El director general de Comercio, Antonio Sánchez Bustamante, destacó la cifra "récord" alcanzada por España, y señaló que los flujos inversores recibidos representan un 3 por ciento del total mundial.

Las inversiones procedentes de la OCDE representaron un 95 por ciento del total recibido por España, mientras que Latinoamérica sólo aportó el 3 por ciento. Por países, Italia es el más destacado, en parte por la adquisición por parte de Enel de una participación mayoritaria de Endesa, seguida por Estados Unidos, Reino Unido y Alemania.

Crece la inversión española

La inversión de España en el resto del mundo también se incrementó un 19,3 por ciento durante el pasado año, hasta alcanzar los 81.381 millones de euros, lo que sitúa al país en la quinta posición a nivel mundial, por detrás de Estados Unidos, Reino Unido, Francia y Alemania. Según Sánchez Bustamante, estos flujos representaron un 6 por ciento del total mundial, lo que supone un descenso de 1,5 puntos con respecto al año 2006.

Sobre los efectos de la crisis, el director general de Comercio e Inversiones señaló que podría provocar una "reducción importante" de la inversión española en el exterior, pero confió en que los flujos recibidos "aumenten bastante" a pesar de la situación financiera. Según el informe de las Naciones Unidas, la crisis de las hipotecas de alto riesgo ha provocado problemas de liquidez en muchos países, pero no ha mermado la capacidad de las empresas para invertir en el extranjero.

Sin embargo, el organismo alerta de un cambio de tendencia durante el presente ejercicio y señala que la IED recibida a nivel mundial experimentará un descenso de hasta el 10 por ciento. Además, advirtió que los efectos de la crisis se dejarán sentir "con rigor" durante 2008 y "probablemente" durante 2009.

Etiquetas