Despliega el menú
Economía
Suscríbete

BALANCE DE LA ECONOMÍA EN LA REGIÓN

Larraz dice que Aragón crecerá el 1,1% en 2011

Larraz ha comentado las perspectivas para el año que viene, en el que ha dicho que el crecimiento será menor al inicialmente previsto en todo el mundo.

Alberto Larraz, durante su intervención en pleno de las Cortes de Aragón
Larraz: "La deuda de Aragón es bastante sostenible"
JOSE MIGUEL MARCO

La economía aragonesa crecerá el año que viene el 1,1% y la tasa de paro bajará del 14,4, con la que se prevé cerrar 2010, al 14% si se mantiene la evolución de la población activa, según las previsiones del consejero de Economía del Gobierno aragonés, Alberto Larraz.

Aunque en el primer semestre de 2011 el crecimiento del Producto Interior Bruto aragonés estará por debajo del 1 por ciento, en la segunda parte del año se prevé un crecimiento "suficiente" para que la media sea ligeramente por encima del 1% y para que la tasa de paro baje al 14%.

Así lo ha afirmado Larraz en una rueda de prensa en la que ha hecho balance de la evolución de la economía aragonesa, española y mundial y ha comentado las perspectivas para el año que viene, en el que el crecimiento será menor al inicialmente previsto en todo el mundo, con lo que el dinamismo económico se pospone hasta 2012.

Austeridad para sanear las cuentas públicas

En ese sentido, ha hecho hincapié en que los retos clave de la economía pasan por conjugar la consolidación fiscal (en la que es fundamental que las medidas de austeridad para sanear las cuentas públicas no perjudiquen la recuperación económica) con las reformas estructurales, esencialmente del sistema bancario y la remodelación de la estructura productiva.

Los factores que influirán en la evolución de la economía aragonesa en 2011 serán tanto globales (tensiones en los mercados financieros y de dividas, consolidación fiscal y elevadas tasas de paro) como nacionales (ajuste inacabado del sector inmobiliario, cumplimiento de los compromisos de ajuste fiscal y reformas estructurales e impacto de los ajustes en el gasto público y la reforma laboral) y regionales, con una expectativa más favorable por las exportaciones y la especialización industrial aragonesa.

Tras casi dos años de caídas, la economía aragonesa creció en el tercer trimestre de este año el 0,3 por ciento (la economía española aumentó el 0,2 por ciento y la de la UE el 1,9%).

El crecimiento en Aragón se debe a las exportaciones y también al aumento en el consumo de los hogares (1,3%), de la inversión en bienes de equipo (1,9%), de la industria (3%) y de los servicios (0,4%), sector que representa en torno al 65% de la producción y el empleo y que más equilibradamente se está comportando, ha comentado Larraz, mientras que la construcción aceleró su caída incluso habiendo aumentado los visados de obra nueva.

Los precios, ha indicado Larraz, aumentaron en noviembre hasta el 2,1 por ciento respecto al mismo mes de 2009, (el 2,3% en España y el 1,9% en la UE) y los costes laborales se redujeron por primera vez, "muy moderadamente", el 0,7 por ciento en Aragón y el 0,3 en el conjunto del país.

En el tercer trimestre, la población activa se redujo el 3,1%, la ocupación se contrajo el 4,8% y la tasa de paro se situó en el 13,6% frente al 19,8% del conjunto de España y del 10% en la UE.

El consejero ha indicado que los expedientes de regulación de empleo se han reducido globalmente y que por extinciones, en cuatro años, se han perdido más de 9.000 empleos fijos de los más de 50.000 destruidos por la crisis, mientras que el número de trabajadores afectados por expedientes de suspensión temporal este año rondan los 10.000, un tercio de los de 2009.

Larraz ha insistido en que la consolidación fiscal en España requiere del compromiso de todas las administraciones para reducir el déficit al 3% del PIB en 2013.

En Aragón se traduce en una reducción del déficit del 2,4% en 2010 al 1,1% en 2013 mediante una política de austeridad, apostando por el gasto social y productivo y trabajando por el incremento del potencial de crecimiento a largo plazo en sectores estratégicos y través del Acuerdo Económico y Social para el Progreso de Aragón, ha apuntado Larraz.

Este año, ha concluido Larraz, se prevé que la tasa de paro se sitúe de promedio en el 14,4 por ciento y que el PIB caiga tres décimas, y se espera que a lo largo de 2011 el ritmo de la actividad recobre tono de forma gradual de forma que la economía crezca de media anual por encima del 1 por ciento y la tasa de paro se sitúe en el 14%.

Etiquetas