Despliega el menú
Economía

EMPRESAS

Lacasa ultima la compra de una planta de chocolates en Toledo

Las negociaciones estarían "muy avanzadas" para hacerse con Hosta Dulcinea, fabricante de marca blanca, cremas y cacao en polvo

Instalaciones del grupo Lacasa en su sede de Utebo.
Lacasa ultima la compra de una planta de chocolates en Toledo
oliver duch

zaragoza/Toledo. El grupo Lacasa está a punto de hacerse con su cuarta fábrica en España. La empresa familiar zaragozana negocia con Hosta Dulcinea para comprar la firma chocolatera con sede en la localidad toledana de Quintanar de la Orden. Las conversaciones estarían "muy avanzadas" a falta solo de cerrar "algunos flecos", según confirmaron fuentes del grupo con sede en Utebo. La empresa no quiso avanzar más detalles de la operación, publicada ayer en la revista Alimarket, ya que todavía no se ha cerrado. La publicación aseguró que el acuerdo podría alcanzarse antes de que termine el mes.

Lacasa tiene dos plantas en Utebo, la de turrones y la de caramelos Mauri. A ellas se suma la de Chocolates del Norte, en Asturias. Su cuarta fábrica de chocolate tendría un tamaño similar a esta última y supondría su vuelta a las adquisiciones en España. En los últimos años, la zaragozana ha comprado dos plantas en Argentina y tiene delegaciones comerciales en Francia y Portugal.

"Lacasa siempre ha sido una empresa compradora. Siempre está buscando oportunidades de negocio", explicaron desde la firma sobre las razones de la operación. El grupo cuenta con 538 trabajadores, que aumentan a 700 durante la campaña del turrón (de agosto a diciembre). Para la aragonesa, especializada en turrones y grageas, Dulcinea resultaría atractiva por sus cremas y cacao en polvo, segmentos en los que no tiene presencia. Además, le permite ampliar su producción de marca blanca, que la toledana fabrica desde hace años para firmas como Eroski. La producción de Hosta Dulcinea es muy elevada, con 10.000 toneladas, solo mil menos que la zaragozana.

Únicamente se produce cierto solapamiento en el segmento de turrones de chocolate, que suponen un pequeño volumen para la empresa toledana.

Problemas de liquidez

Con la entrada de la firma aragonesa, saldría de su capital el grupo suizo Hosta Schokolade, que tiene en la actualidad un 90% de las acciones, mientras el empresario local Naboz Nieto, hijo del fundador de la fábrica en los años cuarenta, mantendría su actual 10%, según Alimarket. A través de este movimiento mercantil se daría por finalizada la etapa de inestabilidad por la que estaba atravesando la empresa Hosta Dulcinea.

De hecho, a mediados del pasado 2009 la empresa tuvo problemas de liquidez, que le impidieron mantener el ritmo de producción ante la falta de materia prima. La situación se consiguió solventar en noviembre, después de que el accionista mayoritario realizara una inyección de capital. La zaragozana ha declarado su intención -siempre según Alimarket- de relanzar Hosta Dulcinea y, por tanto, de mantener la plantilla de la fábrica que es de 90 trabajadores.

Etiquetas