Despliega el menú
Economía
Suscríbete

DEUDA PÚBLICA

La deuda de las autonomías se disparó un 27% en el tercer trimestre

El pasivo de las Comunidades se situó en 107.624 millones de euros. El presidente del Gobierno asegura tajante que "hará cumplir" el compromiso de reducción del déficit a quien no lo haga.

Corren malos tiempos para todas las administraciones, y la deuda de las comunidades autónomas se disparó un 27% en el tercer trimestre respecto al mismo periodo del año anterior. El pasivo de las autonomías se situaba a 30 de septiembre en 107.624 millones de euros, una cifra que ya supera el 10% del Producto Interior Bruto (PIB).

Desde que el Banco de España comenzó a publicar estos datos, en 1990, no se había alcanzado un porcentaje tan elevado. El endeudamiento de los gobiernos regionales ha sido uno de los principales motivos por los que la agencia de calificación Moody's acaba de poner en vigilancia la nota que otorga a la deuda soberana de España, con la perspectiva de rebajarla dentro de tres meses si la situación no cambia sustancialmente.

En la administración central, la deuda se elevó a 467.348 millones de euros, el 44,1% del PIB y un 14,9% más que un año antes. Los débitos de los ayuntamientos, 36.226 millones de euros, experimentó un crecimiento del 4,62%, hasta quedar en el 3,4% del Producto Interior Bruto. Y para el conjunto del Estado, autonomías y corporaciones locales, la cifra se colocó en 611.198 millones, el 57,7% del Producto Interior Bruto, cuando está previsto que a finales del año represente un 62,5% de esa magnitud.

Contra desconfianza, transparencia. Por eso, el presidente del Gobierno confirmó que en los primeros días de la próxima semana darán a conocer las autonomías el estado de sus cuentas públicas trimestrales, lo que ya viene haciendo el Estado, mes a mes, desde hace años.

Desconocimiento

Zapatero atribuyó al desconocimiento la desconfianza manifestada por los analistas, que, sabedores de que la mitad del gasto está descentralizado, no toman en cuenta la existencia de controles. Recordó que autonomías y ayuntamientos no pueden salir a emitir deuda sin autorización, y esos permisos suelen ir vinculados a la exigencia de adoptar medidas.

Los datos de que dispone la Intervención General de la Administración del Estado, añadió el jefe del Ejecutivo, prueban que la inmensa mayoría de las administraciones autonómicas y locales "están siendo corresponsables en el esfuerzo de contener la deuda y recortar el déficit".

"Y si alguien no cumple los compromisos adquiridos, como hay algún ejemplo y puede haber algún otro, el Gobierno se los hará cumplir", concluyó, tajante. Se refería Rodriguez Zapatero a la negativa que obtuvo el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz Gallardón, cuando pidió que se hiciera una excepción con este municipio para poder refinanciar la deuda.

Por Comunidades

Según los datos publicados ayer por el Banco de España, en el tercer trimestre del año la deuda creció en todas las comunidades autónomas, aunque de forma especial en el País Vasco, un 143,76%, al pasar de 1.684 millones en el tercer trimestre de 2009 a los 4.105 en el mismo periodo de 2010.

También se situaron muy por encima de la media nacional (27%), Castilla-La Mancha, con un 68,90; Cantabria, con un 66,23; Canarias (63%), Murcia (51%) y Asturias (46,87%).

La Comunidad Valenciana y Madrid fueron las autonomías donde en menor medida creció la deuda, con un 12,61 y un 12,68%, respectivamente.

El Banco de España también ofrece datos en los que se establece la relación entre la deuda y el Producto Interior Bruto de cada comunidad. En este caso, los valores más altos corresponden una vez más a la Comunidad Valenciana y Cataluña, cuyo endeudamiento asciende al 16 y al 15,4% de su PIB, respectivamente. Por detrás de estas dos autonomías, se sitúa Castilla-La Mancha, con un 15,1%; Baleares, con un 12,2%, y Galicia, con un 10,6%.

En el extremo contrario se sitúa Asturias y País Vasco, ambas con el 6,2%; Cantabria y Castilla y León, con el 6,5%, y Madrid, cuyo porcentaje asciende al 6,6 %).

Etiquetas