Despliega el menú
Economía
Suscríbete

VIVIENDA

La crisis inmobiliaria también 'congela' el precio de los garajes

En algunas comunidades se registran desplomes de hasta el 20% respecto a los valores de 2006. El 73% de las nuevas promociones tienen opción de trastero, cuyo precio medio asciende a 5.500 euros. El 57% de los pisos a estrenar tiene gas ciudad, el 80% cuenta con ascensor y sólo un 20% dispone de escalera de incendios, según el Ministerio de Vivienda.

La crisis inmobiliaria que vive el país tiene muchos 'efectos colaterales'. Uno de ellos es estancamiento del precio de los garajes de las promociones nuevas. Los aparcamientos, que habían alcanzado valores desorbitados, muestran los primeros síntomas de desaceleración. El parking de los pisos a estrenar -cuando se oferta por separado de la casa- se paga hoy a 21.700 euros de media, un 0,46% menos que un año antes, según estadísticas que maneja el Ministerio de Vivienda. En algunas comunidades, como el País Vasco, Andalucía, Canarias o Galicia, el ajuste a la baja respecto a 2006 ha sido muchísimo más intenso.

El departamento de Beatriz Corredor cuenta con toda una 'radiografía' del mercado de casas recién construidas, que revela que el 73,5% de ellas dispone de trastero -eso sí, a un precio medio de 5.512 euros-, el 57% tiene gas ciudad, el 80% cuenta con ascensor y sólo un 20% tiene escalera de incendios.

Las plazas de garaje se habían convertido en los últimos años en valores muy seguros para los inversores. Una necesidad de primer orden para los ciudadanos, que cada vez cuentan con más vehículos por hogar, intensificada por la proliferación de los sistemas de aparcamiento regulado de los ayuntamientos. Con un desembolso relativamente moderado -si se compara con el necesario para adquirir una casa-, muchos descubrieron el negocio de los parking, lo que hizo que los precios se dispararan.

Las diferencias entre regiones, como en todo lo relativo a la vivienda, son abismales, aunque el trabajo del Ministerio -que toma datos del segundo semestre de 2007- resalta la tendencia general a la baja en los precios. Los más caros son los garajes nuevos de Euskadi (42.000 euros), Baleares (33.400), Cantabria (29.000), Madrid (24.300) y Aragón, donde la plaza cuesta 23.800.

Por contra, los más baratos se encuentran en las promociones recién levantadas de Extremadura (16.100 euros, dos veces y media menos que en el País Vasco), Galicia (17.200), Canarias (17.700), Asturias (18.100) y Navarra (18.200). En comparación interanual, los movimientos de precios más extremos fueron los registrados a la baja. Sobre todo en Aragón (-6,3%), Cantabria (-9,3%), Cataluña (-8,9%), Galicia (-4,9%) y Euskadi, donde la media se desplomó un 20,6%. También hubo subidas, sobre todo en las zonas donde había margen, como Castilla y León (12,5% de incremento), Extremadura (11%), Murcia (11,4%) o Navarra, donde el promedio se disparó un 15,1%.

Trasteros y gimnasios

Así son los pisos nuevos: el 92,2% dispone de plazas de garaje; el 13,4% son fincas unifamiliares; la superficie media es de 110 metros cuadrados, y el prototipo es una casa con 2,5 dormitorios y 2,7 aseos o baños por casa. Como curiosidad, casi la mitad de las promociones a estrenar dispone de zona ajardinada y un tercio cuenta con piscina. Un 17% de los desarrollos incluye alguna instalación deportiva, la más común el gimnasio.

Como dotaciones internas, apunta el trabajo del Ministerio, el 79,6% cuenta con ascensor -un dato curioso, pues indica que aún se construyen dos de cada diez viviendas sin elevador, probablemente en una sola altura-, el 64% tiene videoportero, el 57,5% está dotada de gas cuidad, el 37,9% tiene instalada una antena parabólica y sólo el 20% lleva incluida la escalera de incendios. El conserje es casi un lujo, pues sólo está disponible en una de cada diez nuevas viviendas.

El trastero, cuyo precio medio se eleva a 5.512 euros, es uno de los pocos componentes de la oferta inmobiliaria que no ha bajado de precio, pues resulta un 4,9% más caro que un año antes. Aunque parezca mentira, esta instalación llega a superar los 9.000 euros en al menos dos provincias españolas: Zamora y Orense. El trastero más barato, en promedio, se encuentra en León, donde el precio apenas supera los 2.000 euros. La disponibilidad de esta estancia es superior en las capitales de provincia y significativamente inferior en los municipios con grandes desarrollos urbanos.

Etiquetas