Despliega el menú
Economía
Suscríbete

AHORRO ENERGÉTICO

La Cátedra Telefónica premia la última tecnología en el ahorro de agua en casa

La Cátedra Telefónica de la Universidad de Zaragoza ha premiado este año tres trabajos de investigación que han unido las nuevas tecnologías y el ahorro de agua, en el año de la Expo. El primer premio lo compartieron "ex aequo" un sistema basado en tecnología xDSL y wi-fi para informar del consumo de aguas "grises" en las casas, como las que se eliminan en la ducha o en el lavavajillas, y el proyecto Mertra, que plantea la creación de un mercado de derechos en el que los consumidores que más consuman tengan que comprar a los más ahorradores.

El presidente de Telefónica, César Alierta, que acudió a la entrega de galardones, destacó la intención de hacer "un mundo mucho más sostenible". Alierta, que evitó las preguntas de los periodistas, recordó que él fue alumno de la Universidad durante sus estudios en la Facultad de Derecho y mantuvo su intención de seguir colaborando "en el desarrollo de la región". "Contáis con Telefónica en esta unión que habrá siempre con Aragón y Zaragoza", afirmó. Estuvo acompañado del nuevo rector Manuel López, que se estrenaba en la entrega de premios.

80.000 euros por barrio

El objetivo del primer proyecto galardonado ha sido "controlar los gastos de agua en cada casa" y poder calcular "cuánta se puede reutilizar", explicó Sergio Gutiérrez, autor junto a María de la Paz de San Miguel. Él es Ingeniero de Telecomunicaciones y ella licenciada en Ciencias Ambientales. Con su sistema de monitorización remota plantean "instalar caudalímetros cuya información se envía a un ordenador, uno en cada edificio, y de allí a otro central en el Ayuntamiento o empresa adjudicataria", detallaron. "El coste de despliegue en un barrio sería de 80.000 euros", estimó Gutiérrez.

El primer premio lo compartieron con el proyecto Mertra, que diseña un mercado electrónico secundario de aguas. En él los consumidores más ahorradores pagarían menos en su factura y los que excedieran el consumo medio deberían comprar derechos. El proyecto ha sido desarrollado por un amplio grupo formado por licenciados de la Universidad Autónoma de Madrid, la Universidad de La Laguna, la empresa Teidagua y los Registradores de la Propiedad. El sistema está dando sus primeros pasos en una población piloto, Tacoronte, en Tenerife, explicó Arjan Sundardas, director del proyecto. En esta localidad de unos 20.000 habitantes se ha firmado un acuerdo con el Ayuntamiento, los registradores de la propiedad y la empresa de aguas, para abrir este mercado, en el que los consumidores se adhieren de forma voluntaria. Los más derrochadores "no van a tener un incremento muy superior de la factura", aseguró Óscar Germán Vázquez.

La dotación del primer premio es de 12.000 euros, mientras que el mejor proyecto fin de carrera recibe 3.000 euros. Este último fue para Álvaro Galán, de la Universidad Carlos III de Madrid. Bajo la dirección de Antonio Artés, ha creado un sistema de riego para campos de golf mediante redes de microsensores inalámbricos. Licenciado en Telecomunicaciones, plantea la recogida de "medidas de humedad para mandarlas a un ordenador central". "Los sensores se colocarán en los aspersores", detalla. Todo ello mediante tecnología inalámbrica, con el consiguiente ahorro de cable.

El profesor Pedro Arrojo, experto en gestión del agua y miembro del jurado, destacó que estos "modelos de gestión de la escasez" tendrán mucha demanda ya que "los momentos de sequía no van a ser excepcionales" a partir de ahora.

La Cátedra Telefónica, que comparten la facultad de Ciencias Económicas y el Centro Politécnico Superior (CPS), se creó en 2003, bajo la codirección de Julio Jiménez y José Ruiz.

Etiquetas