Despliega el menú
Economía

NUEVAS INSTALACIONES

La ampliación de la Feria de Zaragoza estará lista en octubre de 2011 y costará 20 millones

Las obras, que permitirán a la Feria cerrar su plaza central para convertirla en un área multidisciplinar y duplicar la capacidad de su centro de congresos, comenzarán de forma inmediata con la previsión de inaugurarlas en octubre de 2011.

La Feria de Zaragoza ampliará sus instalaciones y modernizará los servicios que presta a los participantes en los 60 salones que celebra al año a través de un crédito de 20 millones de euros firmado hoy con seis bancos y cajas.

Las obras, que permitirán a la Feria cerrar su plaza central para convertirla en un área multidisciplinar y duplicar la capacidad de su centro de congresos, comenzarán de forma inmediata con la previsión de inaugurarlas en octubre de 2011, en coincidencia con las Fiestas del Pilar, la celebración del 75 aniversario de la creación de la institución ferial y el 25 de su traslado a la carretera de Madrid.

Así lo ha explicado el presidente de la Feria, Manuel Teruel, tras la firma del crédito sindicado con seis entidades -Multicaja, Banesto, Banco Popular, Bancaja, Ibercaja y Cajalón- que, según ha dicho, presentaron la oferta "más competitiva" y generosa con la Feria por las condiciones en los plazos (a 18 años y tres de carencia), los tipos de interés y las comisiones.

Se trata, ha recalcado Teruel, de una apuesta por el desarrollo de la Comunidad, ya que por cada euro que factura la Feria se generan 50 en el entorno, con lo que esta operación podría convertirse con los mismos ratios en una facturación de mil millones de euros en el entorno.

La Feria de Zaragoza, ha remarcado Teruel, es la de mayor crecimiento de Europa, no ha tenido que suspender ninguno de los 60 salones que celebra al año, con expositores procedentes de más de 87 países, y genera un impacto económico en la economía aragonesa de 1.050 millones de euros anuales.

"Ha crecido muchísimo el pájaro y ha llegado el momento de ampliar la jaula", ha subrayado Teruel, quien ha especificado que la Feria pagará este crédito con su propia actividad, lo que evidencia el "vigor" de la Feria, que se gestiona como modelo de empresa "puro y duro".

Con esta inversión se llevará a cabo la primera fase de la ampliación y modernización de las instalaciones, concretamente el cubrimiento de la plaza central, con una inversión de 3,5 millones, para convertirla en área multidisciplinar de 3.000 metros cuadrados diáfanos, y en la calle principal, que permitirá a los visitantes pasar de un pabellón a otro sin sufrir la lluvia o el viento.

Con un presupuesto de 12 millones, se ampliará el centro de congresos, que con la actividad que desarrolla la Feria, 212 congresos el año pasado en el marco de los distintos salones, se ha quedado pequeño, y la previsión es contar con 1.200 butacas, además de crear nueve salas modulares con una superficie de hasta mil metros cuadrados, un club del expositor y una área de restauración "de vanguardia".

Además de estas obras, están previstas reformas de logística y mejora de la señalética y de la calidad del recinto, mientras que el futuro pabellón multifuncional, denominado "Zenit", que requiere un plazo de ejecución de 18 meses, queda en suspenso hasta que la situación económica lo permita.

El acto simbólico de colocación de la primera piedra de las obras se celebrará en los próximos días y la inauguración está prevista para octubre de 2011 con un acto que tendrá "más brillo" o será "más en blanco y negro", en función de la situación económica.

Las futuras ampliaciones, ha especificado Teruel, se orientarán a "abrazar" la segunda estación del AVE en Zaragoza, que aunque pueda sufrir retrasos por los ajustes en las inversiones en infraestructuras, es esencial para el desarrollo futuro de la Feria y, a su juicio, se hará.

En cuanto a posibles mejoras en los accesos a la Feria, tras reivindicarlas y apuntar que no dependen de la institución, ha afirmado que siempre que de un recinto de estas características salen miles de vehículos a la vez, porque no se utilizan los autobuses gratuitos, se generan retenciones pero cruzar la ciudad es "infinitamente peor" o salir de algún polígono industrial.

Teruel, quien ha destacado que el préstamo se ha firmado en el mismo salón en el que 11 de septiembre de 1886 se constituyó la Cámara de Comercio de Zaragoza, ha agradecido la sensibilidad que han tenido las seis entidades con la Feria ante la "restricción crediticia" por la crisis económica, aunque pujaron más entidades.

Etiquetas