Despliega el menú
Economía

PRECIOS

Judías verdes y pescado, los alimentos que más subieron en enero

Comienzan a descender los precios de productos afectados por el incremento de las materias primas, como la leche envasada o el pollo.

La dieta mediterránea empieza a salir cara para los bolsillos de los ciudadanos. Según la relación de productos frescos que elabora el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, en las tres primeras semanas del mes de enero, productos como las judías verdes, la pescadilla, el gallo o la merluza registraron las mayores subidas de precio. En contraposición, bajaron la anchoa, la naranja y el plátano de Canarias, junto a la leche envasada y la carne de pollo, alimentos afectados por el incremento de los precios de las materias primas agrícolas.

El pasado mes de enero tanto los alimentos frescos como los envasados registraron notables modificaciones en sus precios en lo que a tasas mensuales se refiere. Así, productos como las judías verdes protagonizaron la mayor subida de precios, un 9,59%, seguido de la bacaladilla (6,48%), el gallo (4,76%) y la merluza (4,01%). Aunque, en menores términos, también registraron subidas el cordero (1,40%), las chirlas (2,38%), las acelgas (2,43%) o los limones (3,34%).

Por el contrario, algunos alimentos frescos se volvieron más accesibles para el poder adquisitivo de muchos consumidores. Este fue el caso de la anchoa (-3,86%), las naranjas (-3,17%) y los plátanos de Canarias, que registraron una bajada del 2,07%. Asimismo, en enero las ensaladas salieron un poco más baratas, gracias al descenso en los precios de los tomates (-0,96) y las cebollas (-0,24%). Por último, la carne de pollo, la trucha y las patatas registraron caídas del 0,43%, 0,47% y 0,36% respectivamente.

Por su parte, los alimentos envasados no se quedaron atrás y sus precios también experimentaron modificaciones. Así, las mayores subidas las protagonizaron las gambas congeladas (4,09%), la harina de trigo (2,30%) y los espaguetis (1,87%), mientras que, aunque en menores porcentajes, el mes de enero salió algo más caro al comprar bollería (1,19%) y jamón cocido (1,04%).

Sin embargo, otros productos envasados registraron descensos en sus precios, cuestión relevante en el caso de aquellos productos cuyo precio ascendió de forma notable hace escasos meses después del incremento de las materias primas agrícolas. Este fue el caso de la leche, que en enero registró un descenso del 0,33%. Pero el récord en caída de precios fue para el aceite de oliva, con una bajada del 0,34%, al mismo tiempo que el chocolate con leche caía un 0,27%.

Términos interanuales

Atendiendo a las variaciones porcentuales interanuales, los alimentos frescos que sufrieron subidas fueron la carne de pollo (16%), las cebollas (15,13%) y los limones (18,76%). Mientras tanto, la mayor bajada la protagonizó la trucha, cuyo preció cayó un 3,45%.

Asimismo, en los productos envasados, el aceite de girasol subió un 33,87%, seguido de la leche, con un 25,42%. Por el contrario, descendieron el aceite de oliva (-13,43%) y el café soluble, que bajó un 2,65%.

Etiquetas