Economía

SE EMBOLSARÁ 6 DE LOS 13,8 MILLONES DE EUROS

Hacienda se frota las manos ante el posible triunfo de la Roja en el Mundial

La Agencia Tributaria se embolsará seis de los 13,8 millones de euros que cobrarán de prima los jugadores españoles si ganan hoy el partido ante Holanda y quedan campeones en la copa del mundo.

Jugadores de la selección celebran el gol de Pujol en la semifinal España-Alemania
Hacienda se frota las manos ante el posible triunfo de la Roja en el Mundial de Sudáfrica
JUAN CARLOS CÁRDENAS/EFE

¿Es usted de los ciudadanos que se indignaron al enterarse de que cada uno de los 23 jugadores de la selección española cobrará 600.000 euros, cien millones de las antiguas pesetas, por ganar el mundial? Pues no hay motivo para tal cabreo. Ese multimillonario dispendio -que ascendería a 13,8 millones en total- no solo no le costará ni un solo euro al Estado, sino que Hacienda se embolsará casi seis millones si la escuadra de Vicente del Bosque derrota a Holanda en la finalísima de hoy. En tiempos de crisis, de recortes y de subidas de impuestos, los responsables de la Agencia Tributaria se frotan las manos ante un partido en el que el fisco también tiene mucho que ganar.

Los futbolistas de la Roja han sido el blanco de muchas críticas por la cuantía del premio que percibirán en caso de que su capitán, Iker Casillas, alce este domingo los 6,175 kilos de minerales nobles -cinco de ellos oro macizo de 18 quilates- que componen el trofeo de la FIFA. La Federación Española de Fútbol dejó claro al inicio del campeonato que los contribuyentes no tendrán que pagar la factura. El dinero sale de los 24,4 y 18,9 millones de euros que la FIFA pagará al vencedor y al finalista, respectivamente.

Aun así, hay quien no se conforma y exige a los futbolistas que arrimen el hombro y den ejemplo. Izquierda Unida, ERC y el BNG han propuesto a los jugadores que renuncien o donen parte de esas ganancias a fines sociales por la crisis económica.

La prima española de 600.000 euros es la más alta de las asignadas a los 32 equipos participantes, y supera de largo los 250.000 euros que los hombres comandados por Luis Aragonés se embolsaron por ganar la Eurocopa en 2008. Lo que ningún responsable de la Federación ha dicho a micrófono abierto es que Casillas, Puyol, Villa, Iniesta y compañía tendrán que declarar ese dinero al fisco como primas por rendimiento en el trabajo, que están sujetas a una tributación del 43%. De acuerdo con la legislación actual, Hacienda recaudaría 258.000 euros por cabeza, 5.934.000 euros en total. Lo explicó Fernando Hierro en un desayuno de trabajo restringido a la prensa deportiva que sigue a la selección española en tierras surafricanas antes del debut de la selección con Suiza.

Donaciones a ONG

Eso en el caso de que España gane y se convierta en campeona del mundo. Si no fuera así, los jugadores tienen ya asegurada una prima de 2.760.000 euros -120.000 euros por barba- solo por jugar la final. En ese caso, Hacienda aplicaría la misma retención y se quedaría con 51.600 euros del premio de cada futbolista, 1.186.800 euros en total.

A los jugadores que quieran reducir la cantidad a pagar al fisco les queda el recurso de cumplir su promesa de donar parte de las ganancias a alguna ONG. Si lo hicieran, podrían beneficiarse de deducciones del 25% de la cantidad aportada, si la aportación va destinada a una fundación incluida en el régimen específico de la Ley de Fundaciones, o del 10% si es a otro tipo de asociaciones.

Beneficios para la economía

“Es un pellizco que nos llevaremos para combatir el déficit”, resaltan fuentes económicas gubernamentales, que sin embargo reconocen que seis millones de euros es una cantidad muy poco relevante frente al ajuste de 15.000 millones que el Gobierno quiere realizar entre este año y el siguiente. Un recorte que pasar por rebajas de sueldos, congelación de pensiones y reducciones de gastos sociales.

Más allá del beneficio puntual que pueda obtener Hacienda, hay quien asegura que una victoria sobre Holanda tendría un efecto positivo sobre el conjunto de la economía. Una visión que los expertos del Ministerio de Economía y Hacienda consideran demasiado optimista, pero a la que se ha apuntado el ministro de Industria, Miguel Sebastián, quien aseguró hace unos días que “si España gana la final habrá que revisar al alza las previsiones de crecimiento del PIB”.

Las fuentes gubernamentales consultadas admiten que el sentimiento de euforia que se desataría podría tener un efecto muy positivo sobre el consumo, pero creen que dado el estado general de la economía es muy poco probable que las consecuencias sobre el conjunto de la actividad llegasen a notarse. Una décima de PIB, resaltan estas fuentes, equivale a 1.000 millones de euros (166.000 millones de las antiguas pesetas), cantidad demasiado elevada para cubrir con las cervezas de más, cenas y celebraciones derivadas de un solo día de triunfo. Eso sí, ganar el Mundial tendría también efectos positivos -más complicados de cuantificar por ser intangibles- sobre la imagen y el prestigio de España en el mundo e, incluso, podría atraer turistas.

Etiquetas